Ted Cruz capitaliza a su favor al pedir renuncia de Kerry

El senador republicano de Texas hizo las declaraciones luego de que el secretario de Estado expresara que Israel “corre el riesgo de convertirse en un estado apartheid”
Ted Cruz capitaliza a su favor al pedir renuncia de Kerry
“Kerry debiera ofrecer su renuncia al Presidente y éste debiera aceptarla”, dijo el senador republicano de Texas, Ted Cruz.
Foto: Archivo

El senador republicano de Texas, Ted Cruz, fue un paso más allá que la mayoría de sus colegas al exigir la renuncia del secretario de estado, John Kerry, por decir que Israel “corre el riesgo de convertirse en un estado apartheid”. Pero más allá de ataques entre demócratas y republicanos, lo que está en juego es el apoyo del cabildeo judío en las elecciones.

Cruz no se frenó. Lo dijo calmadamente, pero lo dijo: “Kerry debiera ofrecer su renuncia al Presidente y éste debiera aceptarla”. El tema ha llegado a tanto que, este martes, el secretario de Estado pidió una disculpa.

Al decir que si fallaban las conversaciones entre israelíes y palestinos, Israel “tenía el potencial de convertirse en un estado apartheid” emulando el sistema de segregación racial que prevaleció en Sudáfrica hasta principios de los 90, Kerry encendió la polémica.

“He estado en política el suficiente tiempo como para conocer el poder de las palabras y cómo pueden crear una impresión errónea, incluso cuando no es intencional, si pudiera retroceder la cinta, hubiera elegido una palabra diferente para describir mi firme creencia de que la única forma de tener un estado judío y dos naciones viviendo lado a lado en paz es a través de una solución de dos estados”, aclaró.

Incluso el líder de la mayoría republicana en la Cámara de Representantes, Eric Cantor -quien es judío- había demandado una disculpa de Kerry, pero no llegó a clamar por su renuncia.

Cruz recorrió todo el camino y no escatimó en palabras para condenar al secretario de Estado. Una batalla política de este perfil llama la atención de la opinión pública en general, incluídos importantes donantes judíos, que son claves en las elecciones presidenciales de 2016.

Precisamente, atención es lo que candidatos nuevos como el republicano de Texas necesitan para potenciar sus posibilidades. De hecho, en 201, el donante judío Sheldon Adelson, quien se destacó en las elecciones 2012 por donaciones cercanas a los $93 millones, reconoció que ni siquiera “sabía que Cruz era un potencial candidato hasta que alguien se lo había mencionado”.

El millonario parecía más cercano a nombres como el del senador republicano Marco Rubio, de Florida; el congresista Paul Ryan, de Wisconsin; el gobernador del mismo estado, Scott Walker y el gobernador Chris Christie, de Nueva Jersey.

En declaraciones recientes, asesores cercanos de Adelson aseguraron que sus inversiones en las elecciones presidenciales estarán basadas en estrategia para ganar y no en lealtades políticas. Es decir, en cuál candidato tiene más posibilidades de ganar las primarias republicanas y luego las presidenciales. Pero primero el candidato tendrá que ganar lo que se ha comenzado a llamar la “primaria Adelson”.