Primer caso de ébola desata paranoia en NYC

Muchos neoyorquinos han expresado temor tras saber que el médico contagiado recorrió varios lugares y hasta tomó el subway

Guía de Regalos

Primer caso de ébola desata paranoia en NYC
El doctor Craig Spencer retornó a Nueva York el pasado 17 de octubre.
Foto: LinkedIn

Nueva York – ¿Dónde estuvo? ¿Con quién estuvo? ¿Qué hizo?… Estas son algunas de las preguntas que se hacen esta mañana muchos neoyorquinos que se despertaron con la sorpresiva noticia de la confirmación del primer caso de ébola en la ciudad.

Y a pesar de los esfuerzos de las autoridades para mantener la calma en la población, asegurando que el virus no es fácil de contagiarse y que se han tomado todas las medidas para evitar un brote, es evidente que la preocupación ronda por el ambiente, y la mayoría de medios locales han mostrado a personas preocupadas porque el ébola llegó a la ciudad.

Entre las principales inquietudes que tienen muchos en la Gran Manzana está el saber a dónde fue y que hizo el doctor Craig Spencer luego de regresa de Guinea, donde trabajó como voluntario atendiendo pacientes infectados con el virus. Ya las autoridades neoyorquinas hicieron una reconstrucción completa, paso a paso, del itinerario del médico luego de su retorno a Nueva York el pasado 17 de octubre.


Lee también:

Confirman que doctor de NYC está infectado con ébola

Ingresado por síntomas de ébola tenía fiebre de 103 grados

Masivo entrenamiento sobre el ébola a trabajadores de NYC

El Ébola y el Maratón de Nueva York

Obama se reúne con el “zar” a cargo de combatir ébola


Lo primero que se sabe es que Spencer estuvo en Chelsea donde visitó el High Line y también en Brooklyn donde fue a un local para jugar bowling. Para movilizarse a ambos lugares, y a otros en los días posteriores a su llegada a la Gran Manzana, uso los trenes L, A y 1, además de contratar el servicio de un taxista de Uber.

Las autoridades han asegurado que las personas que estuvieron cerca del doctor durante sus recorridos por la ciudad no estuvieron expuestas al virus directamente, y hasta ahora sólo tres individuos, la prometida y dos amigos del Spencer, son los únicos que están siendo evaluados para descartar que hayan sido contagiados.