‘Vicious’, por gran golpe

En su pelea de hoy en Las Vegas quiere demostrar que todavía no está acabado
‘Vicious’, por gran golpe
@trboxing Weights from Vegas: Super lightweight champ @elmaestro1 139.5 lbs. vs. @josebenavidezjr 138.5 lbs.
Foto: authors

Víctor Ortiz tenía el mundo a sus pies y una legión de seguidores que lo catalogaban como el mejor peso welter de su generación.

Todo iba por buen camino para el mexicoamericano hasta que en octubre de 2011 vino la controvertida pelea contra Floyd Mayweather.

En esa contienda, Ortiz le propinó un artero cabezazo a Mayweather, afrenta que la leyenda viviente del boxeo se cobró rectándole a “Vicious” un nocaut que lo hizo quedar en ridículo.

Tras perder con Mayweather, Josesito López le rompió la quijada a Ortiz y Luis Collado pareció condenarlo al retiro.

“Yo no pienso en el pasado, eso está entre ustedes los periodistas, yo ya pasé esa página”, dijo Ortiz cuando se le preguntó qué lecciones positivas había aprendido de esas derrotas.

Ortiz (29-5-2), no gana una pelea desde que en abril de 2011 venció por decisión dividida a Andre Berto.

Después de esa victoria, Ortiz sufrió derrotas consecutivas ante Mayweather, López y Collado, situación que el pelador de 27 años no encuentra como obstáculo para tratar de subir a la cima una vez más.

“Volveré a ser campeón el mundo, de eso no me queda duda, volveré a ser el mejor, ya lo verán”, aseguró Ortiz, quien hoy enfrentará a Manuel Pérez en una pelea a ocho rounds.

La contiende en Las Vegas es parte de “la cartelera “Royal Battle, en la que Amir Khan y Devon Alexander pelearán por el título plata de peso welter de la CMB a celebrarse en MGM de Las Vegas.

Mientras decidía su retorno a los cuadriláteros, Ortiz participó como actor en películas de muy mala calidad y apareció en programas de televisión como Bailando con las estrellas.

Sus apariciones en la pantalla y su pelea contra Mayweather le dejaron Ortiz una cuanta de ahorros suficientemente buena como para abandonar el boxeo, pero lejos de esto, el residente de Ventura, California, quiere demostrar que puede recuperar su carrera arriba del ring.

“Yo no necesito seguir recibiendo golpes, me podría retirar y hacer otras cosas en mi vida, pero el boxeo es mi pasión”, señaló.

Ortiz indicó que para su combate de hoy sacrificó lujos y comodidad para preparase en Indio, una ciudad enclavada en el desierto de California en donde hay muy pocas que hacer.

“Si no tomara esto en serio no me hubiera ido 12 semanas a Indio a entrenar, voy a llegar a la pelea en mi mejor condición física”, finalizó el nativo de Ventura

http://www.eldiariony.com