Padres de estudiantes desaparecidos marcharán por autopista mexicana

Aseguraron que no habrán bloqueos porque no quieren enfrentamientos con las autoridades
Padres de estudiantes desaparecidos marcharán por autopista mexicana
Solamente uno de los 43 jóvenes ha sido identificado a partir de los restos encontrados en un basurero.
Foto: Getty Images

Los padres de los 43 estudiantes que desaparecieron hace más de cuatro meses en México marcharán este jueves por la Autopista del Sol, que une la capital del país con el puerto de Acapulco, anunció hoy su portavoz, Felipe de la Cruz.

El objetivo de la manifestación es que el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, y el fiscal general, Jesús Murillo, “abran los oídos” porque, aseguran, no van a “descansar hasta encontrar la verdad en lo que se refiere a los 43 normalistas desaparecidos”, dijo De la Cruz a Radio Fórmula.

“No podemos quedarnos callados, definitivamente sí vamos a marchar porque para nosotros es una necesidad encontrar la verdad”, insistió De la Cruz, quien aclaró que “no va haber bloqueos porque no hay la intención confrontar a las autoridades”.

Destacó que también denunciarán “la situación de inseguridad” que vive el estado de Guerrero, “que se ha vuelto un polvorín (…) por la insistencia del Ejército de hostigar a las organizaciones sociales y no contrarrestar a la delincuencia organizada”.

“Están haciendo las cosas al revés”, afirmó el portavoz de los 43 alumnos de la Normal Rural de Ayotzinapa que desaparecieron el 26 de septiembre pasado en la ciudad de Iguala, en el estado de Guerrero, supuestamente a manos de policías corruptos y miembros del crimen organizado.


Lee también:

Advierten riesgo de militarizar comicios en Guerrero

México promete para junio una Ley de Desapariciones Forzadas

México, incapaz de decir a la ONU cifra de desaparecidos

Padres de desaparecidos de Iguala irán a Ginebra para denunciar caso


Según la investigación de la Procuraduría General de la República (PGR, fiscalía), los jóvenes fueron detenidos por policías locales y entregados a miembros del cártel de Guerreros Unidos tras una serie de ataques a tiros en los que murieron seis personas.

De acuerdo con integrantes de Guerreros Unidos detenidos, los 43 estudiantes fueron asesinados e incinerados en un basurero del municipio vecino de Cocula al creer que se trataba de miembros del cártel rival Los Rojos.

Los familiares rechazan esta versión y exigen a las autoridades la presentación con vida de sus hijos. Una representación de ellos viajó esta semana a Ginebra para denunciar al Gobierno mexicano por este caso ante el Comité de la ONU sobre Desapariciones Forzadas.