El ‘Perro’ se aferra al cuadrilátero

Alfredo Angulo regresa este sábado al ring de Carson con tres derrotas consecutivas y un estado físico cuestionable
El ‘Perro’ se aferra al cuadrilátero
Alfredo Angulo no pudo continuar su combate de 2014 contra "Canelo" Álvarez, al ser detenido por el réferi Tony Weeks. Foto: Getty Images
Foto: Getty Images

La vida de Alfredo “Perro” Angulo no volvió a ser la misma desde que su rostro quedó desfigurado en el épico combate que sostuvo contra Erislandy Lara.

En esa pelea del 8 de junio de 2013, el mexicano y el cubano ofrecieron un combate de alarido en el StubHub Center de Carson, pero a partir de ese momento las carreras de ambos pugilista tomaron caminos opuestos.

Lara se consolidó como uno de los boxeadores más finos de los encordados mientras que Angulo cayó al abismo al perder sus siguientes dos peleas contra Saúl “Canelo” Álvarez y James De la Rosa.

El sábado, de nueva cuenta en el StubHub Center, el “Perro” (22-5, 18 KO), buscará encontrar una luz de esperanza en su carrera cuando enfrente al estadounidense Delray Raines (19-10-1, 14 KO).

La oportunidad para Angulo no es sin embargo la mejor para tratar de revalidar su vigencia en el boxeo.

Apenas en febrero pasado, Raines regresó a los cuadriláteros después de una ausencia de cuatro años, y la del sábado será apenas su segunda pelea.

Con esas credenciales de por medio, el “Perro” tiene poco que ganar y mucho que perder en el combate de peso medio pactado a 10 rounds y que servirá de respaldo al pleito estelar que sostendrán Robert ‘Fantasma’ Guerrero y Aarón Martínez.

Su estilo de no rehuir al intercambio de golpes, de dar y recibir, de atacar en todo momento y ofrecer espectáculo arriba del ring hacen del “Perro” un boxeador de gran arrastre popular, pero ese mismo estilo entrón y envalentonado le ha pasado factura a su estado físico.

A sus 32 años de edad, al originario de Mexicali le podrá quedar cierta pólvora en sus puños y enorme orgullo en el corazón, pero lo cierto es que hace mucho tiempo, desde el 12 de diciembre del 2012 ante Jorge Silva, que no gana una pelea.

“Trabajamos mucho en devolverle esa confianza y agresividad que creo había perdido en sus anteriores peleas”, dijo recientemente en una entrevista a ESPN Deportes el entrenador de Angulo, Clemente Medina.

“Ya no tiraba la cantidad de golpes de antes y eso había que rescatarlo”, apuntó el preparador del “Perro”, a quien solamente le queda la opción de ganar convincentemente para pensar que su tiempo en el ring no se ha acabado.

Treinta rounds de mucho castigo

Luego de haber llegado a ser una de las mayores estrellas del boxeo mexicano, Alfredo Angulo empezó a perder peleas y a recibir demasiado castigo, perdiendo en cuatro de sus más recientes seis combates, incluyendo los tres últimos: contra Erislandy Lara en junio de 2013 por dramático nocaut técnico en 10 rounds; ante “Canelo” Álvarez en marzo de 2014 por la misma vía y mismo round, y James de la Rosa por decisión en 10 asaltos en septiembre pasado.