¿Qué cobertura brindan sus pólizas?

Revise con cuidado los daños incluídos en sus seguros contratados
¿Qué cobertura brindan sus pólizas?
Revise bien qué casos amparan sus pólizas de seguro.

Entendemos la importancia del seguro como herramienta para protegernos financieramente. Sin embargo, muchos de nosotros pagamos el seguro todos los años, sin saber exactamente qué incluye y qué excluye la cobertura. Analicemos un poco una de las pólizas más comunes, la del seguro patrimonial, para entender si la protección con la que cuenta es suficiente.

El seguro de vivienda brinda cobertura contra numerosos daños, entre ellos, riesgo de robo, vientos o incendios. Incluye cobertura de responsabilidad civil en la póliza de riesgo estándar para cubrir las lesiones que puedan sufrir las personas en su propiedad. Su póliza del seguro de vivienda entra en juego, por ejemplo, si su perro muerde a un niño.

Sin embargo, hay muchos posibles desastres que están excluidos de la cobertura, por ejemplo, los daños ocasionados por terremotos e inundaciones. Analice las exclusiones de su seguro de vivienda para determinar qué cosas no cubre su actual póliza. Si usted vive en una zona donde hay riesgo de que sucedan estos desastres, puede contratar pólizas de seguro adicionales (que pueden incluso ser exigidas por instituciones de préstamo al solicitar una hipoteca).

En caso de destrucción de su vivienda, muchas pólizas cubren el siniestro hasta el importe de una estimación inicial, pero algunas pólizas ofrecen el costo de reposición garantizado, que cubre el valor total de la reparación o reconstrucción.

También verifique sus deducibles, el importe que debe pagar de su bolsillo antes de recibir los beneficios de la póliza. Si dispone de fondos para hacer frente a los costos iniciales de un eventual incidente, puede que le convenga elegir un deducible más alto para reducir el valor de la prima. Denunciar siniestros menores contemplados por el seguro de vivienda puede incrementar la tarifa y la aseguradora puede cancelar la póliza en algunas circunstancias.

El seguro de locatarios lo protege contra la pérdida o destrucción de sus pertenencias. Si usted es inquilino, debe cerciorarse de contar con esta póliza, porque el seguro del locador no le brinda cobertura.

Por lo general, el seguro de locatarios es sumamente accesible y muchos locadores lo exigen como requisito para aceptar un contrato de locación. Al igual que el seguro de locador, el seguro del locatario le brinda cobertura de responsabilidad civil. Si una persona que lo visita sufre una lesión en su casa, la compañía de seguro paga los gastos.

En la mayoría de los estados, el seguro del automóvil es obligatorio. Las pólizas básicas incluyen cobertura de responsabilidad civil ante reclamos de lesiones o daños patrimoniales de terceros, cuando usted tiene la culpa en un accidente. Algunos estados también exigen protección contra lesiones personales. Este tipo de cobertura paga sus gastos médicos ante un accidente automovilístico, independientemente de quién tenga la culpa.

También hay coberturas adicionales, por ejemplo, la de colisión, todo riesgo y conductores sin seguro. El seguro de colisión paga los costos de reparación si usted impacta contra algo y daña su vehículo. La cobertura contra todo riesgo cubre pérdidas no ocasionadas por accidentes automovilísticos, por ejemplo, incendios, tormentas, robo y vandalismo.

La cobertura contra conductores sin seguro lo protege en caso de accidentes donde el otro conductor se da a la fuga. Por un poco más de dinero, también puede agregar la cláusula de conductor infraasegurado, la cual entra en juego cuando un conductor le provoca una lesión o provoca daños a sus bienes, pero no cuenta con suficiente cobertura por el monto total.

Seguro de objetos de valor. Si usted tiene una póliza de seguro de locador o locatario, cuenta con cierta protección para objetos valiosos, por ejemplo, joyas, obras de arte o artículos coleccionables. No obstante, los límites de responsabilidad suelen ser bajos.

Si tiene objetos de valor especiales que cuestan más que el límite de la póliza, evalúe la posibilidad de aumentar el límite o de contratar un anexo aparte para cada artículo.

Cobertura de responsabilidad civil complementaria. Ya hablamos acerca de proteger su vivienda, su vehículo y sus objetos de valor. Sin embargo, hay un aspecto que muchas veces se pasa por alto: el patrimonio. Sus ahorros, su vivienda y sus futuros ingresos pueden estar en riesgo si un accidente automovilístico grave supera el límite de responsabilidad de su póliza estándar.

La cobertura de responsabilidad civil complementaria protege su patrimonio, al cubrir la diferencia de todas sus otras pólizas. Paga daños patrimoniales, reclamos de lesiones físicas y costas legales. Por lo general, estas pólizas arrancan con una cobertura de $1 millón, por unos $200 al año. Si usted no tiene posibilidad de recuperar sus ahorros, puede que le convenga protegerlos con este tipo de cobertura.

Con este panorama, converse con su agente o corredor de seguros para determinar cuál es la cobertura indicada para usted.

– Mary Beth Storjohann/AdviceIQ

Siga a AdviceIQ en Twitter, en @adviceiq.
Mary Beth Storjohann, es responsable de planificación financiera certificada y fundadora de Workable Wealth, una empresa de asesoramiento en inversión registrada, en San Diego. Es escritora, oradora e instructora en temas financieros, y le apasiona trabajar junto a individuos y parejas de entre 20 y 30 años de edad para ayudarlos a organizarse y adquirir mayor confianza en sus finanzas. Ha sido citada o presentada en diversas publicaciones de la industria en el ámbito tanto local como nacional. Puede encontrarla en Twitter en @marybstorj.
AdviceIQ publica artículos de calidad sobre finanzas personales, escritos por asesores financieros y editores de AdviceIQ. Clasifica a los asesores de su área por especialidad, incluyendo a pequeñas empresas, doctores y clientes de recursos modestos, por ejemplo. Aquellos que registran el mayor número de clientes en una determinada categoría de especialidad se clasifican en los puestos más altos. Asimismo, AdviceIQ examina los asesores clasificados de modo que sólo participen aquellos con historiales reglamentarios impecables. AdviceIQ fue lanzado el 9 de enero de 2012 por ejecutivos, editores y tecnólogos experimentados de Wall Street. En este momento, los inversionistas podrán ver muchas clasificaciones de asesores, si bien en algunas áreas se clasifican solo unos pocos. Consulte la clasificación con frecuencia, ya que miles de asesores son en este momento analizados por AdviceIQ. Aparecen nuevos asesores clasificados a diario.