La lluvia de críticas sobre el presidente

Un día se acusa a Peña Nieto por actuar, el otro, por falta de acción
La lluvia de críticas sobre el presidente
Foto: EFE

Es muy lamentable el caso de los ocho mexicanos asesinados en la península del Sinaí en Egipto, por un helicóptero que ametralló la caravana de esos turistas que iban a visitar un oasis en el desierto. Además de los mexicanos fallecidos, hay varios heridos y nadie habla de los muertos y heridos egipcios que también fueron víctimas de ese ataque.

Yo estoy sorprendido de saber que los turistas estaban a doscientos y tantos kilómetros de distancia de El Cairo, en pleno desierto, para ir a ver un oasis donde hay agua y palmeras, y en una zona que actualmente se sabe de por sí peligrosa, por los conflictos con grupos terroristas.

La reacción de las autoridades mexicanas, y muy especialmente la del presidente Peña Nieto es justificable, aunque me parece un poco precipitada. Entre las cosas que dispuso el presidente de México, fue la de enviar a la Secretaria de Relaciones Exteriores del país, en el enorme avión presidencial, para hablar en persona con el primer ministro de Egipto y “exigir” una investigación a fondo de los hechos.

Es satisfactorio ver que el gobierno federal de México se preocupa por los mexicanos que estamos fuera del país,pero creo que ante un hecho como el ocurrido en Egipto, se debía de actuar con mucho cuidado.

Desafortunadamente, la primera reacción del gobierno de Egipto ante las reclamaciones mexicanas fue indicar que en México mueren muchísimas más personas por el problema de las drogas, y por suerte no tocaron el punto álgido de los 43 desaparecidos de Iguala, en el estado de Guerrero.

Me da la impresión que cualquiera que hubiera sido la forma en que el presidente Peña Nieto hubiera reaccionado, las críticas no se hubieran hecho esperar, porque en muchas ocasiones, los que lo hemos criticado, hemos ido mas allá de lo que en realidad puede esperarse de un gobernante, que, como éste, está sujeto a enormes presiones y por consiguiente, a críticas que a veces son irracionales.

Estamos cayendo en un juego delicado; criticamos lo que no hace, y criticamos lo que hace, con pocas posibilidades para el presidente de satisfacer a todos y lastimeramente, el pueblo de México, en estos momentos, le da la peor calificación que haya tenido mandatario alguno en el país.

No podemos decir que los medios de comunicación son los culpables de iniciar las criticas sobre el presidente y su gestión, porque basta con que un comentario negativo circule por las redes sociales para que en forma viral se desparrame y alcance a una gran cantidad de personas.

Ojala y se difundieran opiniones positivas con la misma intensidad.