California toma cartas en tema de control de armas

California cuenta con unas de las leyes de control de armas más estrictas del país

Guía de Regalos

California toma cartas en tema de control de armas
Balas para el rifle semiatomático AR-15, son empaquetadas en una tienda de armas. Walmart anunció que dejará de vender estos rifles.
Foto: Getty Images

Desde enero de 2013 se han producido 994 tiroteos masivos en EEUU —cuando cuatro o más personas son heridas de bala en un solo incidente-, reportó The Guardian, y a falta de acción nacional, California toma cartas en el asunto.

El gobernador Jerry Brown firmó a ley una propuesta que prohíbe la portación de armas dentro de una institución académica. La ley actual de California hace que sea ilegal poseer un arma de fuego dentro de 1,000 pies de distancia de una escuela o un campus universitario sin el permiso de los administradores, pero exime a las personas con permisos de portación oculta.

La ahora ley SB 707, de la senadora demócrata Lois Wolk, también hace ilegal la portación oculta. Quedan exentos agentes, tanto activos como retirados, informó el diario Sacramento Bee.

La lucha sobre el control de armas, específicamente sobre su portación en planteles académicos, está ganando importancia a nivel nacional.

Sus defensores argumentan que los estudiantes pueden ser capaces de ayudar a prevenir delitos como fusilamientos masivos y violaciones, como las que se han reportado en los últimos días.

La semana pasada las autoridades en Arizona reportaron un tiroteo en un campus universitario con un saldo de un muerto y tres heridos, resultado de un altercado entre dos grupos de estudiantes en Northern Arizona University.

Hace dos semanas, se produjo otra balacera donde hubo 10 muertos y siete heridos en Umpqua Community College, en el estado de Oregon. Tras ese suceso Obama dijo que “esto es algo que deberíamos politizar. Esto es relevante para nuestra vida en común, para el cuerpo político”.

Los partidarios del control de armas contrarrestan que arrojar las armas de fuego en los campus con los jóvenes, el alcohol, problemas de salud mental y creencias muy arraigadas sobre temas polémicos es una mezcla peligrosa.

Con la firma de SB 707, California se une a otros 19 estados que han prohibido llevar campus.