De la F1 a la gloria paralímpica: Alex Zanardi agiganta su leyenda

A exactos 15 años del accidente que le provocó la amputación de sus dos piernas, el ex piloto italiano de Fórmula 1 se destaca en ciclismo y en Río acrecentó su gloria

De la F1 a la gloria paralímpica: Alex Zanardi agiganta su leyenda
Alex Zanardi es un verdadero gigante y con sus tres oros en Rio 2016 lo reitera.
Foto: Getty Images

Hace exactamente quince años, el corazón de Alessandro Zanardi dejó de latir siete veces.

Luego de un terrible accidente que sufrió a bordo de su auto en la Fórmula CART, el italiano debió ser reanimado en siete oportunidades. Durante quince minutos, el ex corredor de Fórmula 1 y actual ciclista paralímpico sobrevivió con tan solo un litro de sangre en su cuerpo. ¿Milagro? No, puro optimismo y ganas de vivir. Una década y media después del choque, Zanardi agiganta su leyenda en los Juegos Paralímpicos de Río de Janeiro, donde ayer consiguió el tercer oro de su carrera (ganó la prueba contrarreloj masculina H5 en ciclismo de ruta) y buscará colgarse 2 medallas más.

“Según la ciencia, no tenía ni una chance de sobrevivir. Y acá estoy. Tal vez estoy viviendo un sueño. Si es así, por favor no me despierten“, le dice a LA NACION, en la Villa Paralímpica de Barra de Tijuca. Nacido en Bologna hace 49 años, derrocha carisma e irradia positividad. Zanardi es un personaje único, capaz de hacer emocionar y reír en una misma respuesta.

El 15 de septiembre de 2001, Zanardi perdió sus piernas, y una de ellas fue amputada por encima de la rodilla. “Antes del accidente me pregunté cómo reaccionaría en una situación de ese tipo, la respuesta que automáticamente di fue que me suicidaría. Pero cuando ocurrió, esa idea ni siquiera se me pasó por la cabeza. Estaba muy feliz de estar vivo. Fue un nuevo punto de partida, pero sabía que lo peor ya había pasado. Sabía que había superado algo increíble“, cuenta el ex piloto de F1.

Hiperactivo, un día se anotó en el Maratón de Nueva York y terminó cuarto, y en 2011 la ganó. Y un año después, en los Paralímpicos de Londres 2012 consiguió dos medallas de oro y una de plata.

Zanardi cambió de deporte, pero la pasión sigue intacta.