Trump condenó el “brutal ataque” contra congresistas en Virginia

Al parecer, Hodgkinson preguntó si los congresistas eran republicanos o demócratas, antes de comenzar a disparar
Sigue a La Opinión en Facebook
Trump condenó el “brutal ataque” contra congresistas en Virginia
Donald Trump condenó el “brutal ataque” en un campo de béisbol en Alexandria
Foto: Getty Images

WASHINGTON.- El presidente Donald Trump condenó este miércoles el “brutal ataque” en un campo de béisbol en Alexandria (Virginia), que dejó heridos al congresista republicano Steve Calise y a otras cuatro personas, e informó de que el pistolero “ha fallecido”.

Durante unas breves declaraciones desde el Salón Diplomático en la Casa Blanca, Trump dijo que el pistolero, identificado como James Hodgkinson, “ha fallecido” de las heridas que sufrió en el tiroteo, ocurrido en un campo de béisbol esta mañana, donde los congresistas realizaban prácticas.

El mandatario describió a Scalise como “un buen amigo”, un “patriota” y  un “luchador”, por lo que no duda que se recuperará del ataque, al tiempo que indicó que la “nación entera” y el “mundo entero” rezan por él.

Asimismo, Trump hizo un llamado a la unidad, y elogió la “heroica” labor de la policía del Capitolio, que evitó la muerte de más personas.

“Podemos tener nuestras diferencias, pero haríamos bien en estos momentos en recordar que todos los que prestan servicio en la capital de nuestra nación están acá porque, sobre todo, aman nuestro país”, dijo Trump.

“Somos más fuertes cuando estamos unidos y cuando trabajamos juntos por el bien común”, enfatizó.

Scalise, de 51 años, es el  “número tres” de la jerarquía republicana en la Cámara de Representantes, adonde fue elegido en 2008.

El pistolero, identificado como James Hodgkinson, de 66 años y procedente de Belleville (Illinois), había emitido varios mensajes en las redes sociales contra Trump.

Las autoridades siguen recabando pruebas y entrevistando a testigos, pero no descartan que hubo motivaciones políticas porque, al parecer, Hodgkinson preguntó si los congresistas eran republicanos o demócratas, antes de comenzar a disparar.

El incidente, ocurrido alrededor de las siete de la mañana hora local, suscitó reacciones de condena del ataque, y de solidaridad con las víctimas, de parte de numerosos líderes demócratas y republicanos, y diversos grupos cívicos en todo el país.

El tiroteo se produjo en víspera de un partido amistoso que realizan republicanos y demócratas cada año para estas fechas con fines caritativos.

Varios comités legislativos cancelaron, atrasaron o postergaron para otra fecha diversas audiencias y conferencias de prensa programadas a lo largo de la jornada de hoy.

Entre las audiencias postergadas hasta nuevo aviso estaba una del subcomité de Recursos Naturales para debatir un proyecto de ley para el control de las armas en conexión con la práctica de la caza y otros deportes al aire libre.

Al parecer, Hodgkinson fue voluntario de la campaña del precandidato presidencial demócrata, Bernie Sanders.
Sanders emitió un comunicado en el que condenó el tiroteo como “un acto despreciable”.
“Me enferma este acto despreciable. Permítanme ser lo más claro posible: la violencia de cualquier tipo es inaceptable en nuestra sociedad, y condeno esta acción en los términos más enérgicos posibles”, puntualizó Sanders.
El presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, y decenas de legisladores se volcaron en el pleno para condenar el acto.