Fiscalía de LA demanda a dueños de propiedades comerciales que albergan inquilinos ilegalmente

La investigación ha registrado 177 propiedades comerciales en busca de alguna irregularidad
Fiscalía de LA demanda a dueños de propiedades comerciales que albergan inquilinos ilegalmente
Bomberos tras el incendio en el almacén/vivienda de Oakland.
Foto: Elijah Nouvelage / Getty Images

Las autoridades de Los Ángeles han presentado denuncias penales contra los dueños de tres propiedades comerciales que funcionaban como vivienda de inquilinos, dos en el centro de la ciudad y una en Chinatown, en violación de las ordenanzas de seguridad y construcción.

Los casos fueron el resultado de una investigación de 177 propiedades comerciales sospechosas de albergar a personas. De ese grupo, los inspectores identificaron cerca de 40 propiedades problemáticas, muchas de ellas almacenes situados en el centro, que suman un total de más de 400 presuntas violaciones entre ellos, según funcionarios de la ciudad.

El fiscal de la ciudad, Mike Feurer, aseguró a KPCC esta semana que los inspectores han estado buscando activamente conversiones residenciales ilegales de espacios comerciales. Llamó a esto un “cambio de paradigma” del cual quejas públicas conducirán a nuevas inspecciones.

“No puede suceder que algún acontecimiento como el incendio del [almacén] Barco Fantasma ocurra aquí en Los Ángeles” dijo Feurer, “estos son problemas prevenibles”, aseguró en referencia al fuego que el pasado mes de diciembre arrasó un almacén en Oakland, espacio usado como vivienda y área lúdica, cobrándose la vida de 36 personas.

La mayoría de las propiedades identificadas por la ciudad han recibido órdenes de cumplir con los códigos de salud y seguridad. “Idealmente, la gente hará las reparaciones y cambios necesarios para asegurarse de que tienen edificios seguros”, dijo Feurer, “veremos lo que sucede a continuación”.

La demanda penal más reciente fue presentada en mayo contra los propietarios del inmueble 421 E. en la calle 6th. Fueron acusados ​​de 16 cargos por delitos menores relacionados con el incumplimiento de los permisos necesarios y de cumplir con las normas de seguridad de ascensores y salidas de emergencia.