Memo Ochoa logró una cosa rarísima en la portería de la selección mexicana

Los números dejaron constancia de la fragilidad defensiva del Tri en la Copa Confederaciones
Sigue a La Opinión en Facebook
Memo Ochoa logró una cosa rarísima en la portería de la selección mexicana
Guillermo Ochoa se lanza y logra desviar el penalti de André Silva durante el juego contra Portugal por el tercer lugar en la Copa Confederaciones.
Foto: Imago7

 

2 penaltis

han detenido porteros mexicanos en competencias de FIFA a nivel mayor: Óscar Bonfiglio en el Mundial de Uruguay 1930 frente a Argentina y Guillermo Ochoa contra Portugal en esta Copa Confederaciones 2017.

3 goles

recibió la selección de Portugal en los 510 minutos que disputó en Rusia 2017 y los tres los admitió en sus dos partidos ante México.

3 ocasiones

que el Tri disputó el juego por el tercer lugar en Copa Confederaciones y en todas ellas se necesitaron más de 90 minutos para definirse. Ante Nigeria, en 1995, México se quedó con el triunfo vía penaltis, y en 2005 y 2017 fue superado en la prórroga por Alemania y Portugal, respectivamente.

3 expulsiones

ha sufrido México en 28 juegos en la Era Osorio; ahora tocó el turno a Raúl Jiménez. Antes fueron expulsados Andrés Guardado contra Uruguay en la Copa América Centenario y Carlos Salcedo ante Estados Unidos en Columbus.

4 derrotas

en 28 juegos dirigidos suma Juan Carlos Osorio, el problema es que tres de ellas han sido en juegos oficiales: ante Chile (0-7), Alemania (1-4) y Portugal (1-2), y las últimas dos fueron de forma consecutiva.

5 enfrentamientos

ha habido entre México y Portugal en la historia; el gol de Pepe a los 91 minutos el domingo evitó el primer triunfo del Tri ante los lusitanos. Ahora el balance de esos duelos es de dos empates y tres victorias de Portugal.

10 juegos

en Copas Confederaciones acumuló Rafael Márquez, tras jugar 105 minutos ante Portugal. Es el tercer mexicano con más partidos en la historia de esa competencia por detrás de Claudio Suárez (14) y Pavel Pardo (16).

10 goles

en contra tuvo México en la Copa Confederaciones de 2017, siendo su cifra más alta en sus siete participaciones en el torneo. No pudo mantener su meta en cero en ninguno de sus cinco partidos en Rusia.

354 minutos

acumuló Rui Patricio, guardameta portugués, sin recibir gol en la Confederaciones hasta que la racha fue cortada por culpa de su compañero Luis Neto (autogol) en el partido contra México.