Mínimos históricos en el desempleo entre latinos

Solo en un mes en 2006 se rebajó la tasa de desocupación al 4.8%
Sigue a La Opinión en Facebook
Mínimos históricos en el desempleo entre latinos
La mejora de la construcción ha permitido una buena contratación entre latinos./Archivo

El mes pasado el desempleo entre los latinos fue de 4.8% frente al 5.2% del mes anterior, según hizo público el departamento de Trabajo. El cambio del primer dígito del porcentaje es casi histórico porque desde 1973 (que es cuando la oficina de estadísticas empezó a dar estos datos), solo un mes registró una lectura por debajo del 5% y, de hecho, para quedar en el mismo lugar que el mes pasado. Fue en octubre de 2006, antes de la crisis financiera y de la vivienda que dos años mas tarde hizo que el problema del desempleo empezara a afecta a más y más latinos.

En el peor momento de la crisis se ha llegado a registrar un 13% de desocupados latinos en agosto de 2009 y durante más de cuatro años, durante la crisis y tras ella se hablaba de desempleo para esta comunidad con porcentajes de dos cifras. Fueron momentos de retroceso en remesas y de muchas personas que consideraron la vuelta a sus países porque apenas había trabajo en uno de los sectores que, además del campo, más empleo ha proporcionado: la construcción. La fuerte dependencia de uno de los sectores que provocó la crisis fue el motivo por el cual los latinos fue una de las comunidades más perjudicadas durante la crisis.

Ahora el mercado de la vivienda se ha vuelto a activar y si hay algo que se echa en falta a nivel nacional es más construcción nueva. Por lo que se refiere a la obra civil, el presidente Donald Trump llegó a la Casa Blanca prometiendo fuertes inversiones en infraestructuras que si se materilizan pueden abrir más las posibilidades. Managers de construcción, expertos en cemento, carpintería, instalación de suelos y tejados, son algunos de los trabajos en los que más español se habla.

Para los hombres latinos, la situación es aún mejor porque el desempleo quedó en apenas el 3.8% el pasado mes de junio. Las mujeres, que tienen una menor incorporación al mercado laboral, experimentan, además, una mayor tasa de desocupación que llega al 5.3%.

La mejora de las noticias ocurre mientras la participación en el mercado laboral, que incluye a quienes buscan trabajo y los que trabajan, es del 66%. Si bien algo más reducido que en otros meses anteriores también un porcentaje mayor que el de la población en su conjunto que está en mínimos históricos.

La mejora económica y las oportunidades ha llegado también a la comunidad negra que también ha sufrido el azote del desempleo más que la comunidad blanca (3.8% en junio). En el pasado mes el desempleo entre los negros quedó en el 7.1%, un porcentaje también históricamente bajo para unos trabajadores que llevan desde los años setenta sufriendo el desempleo en porcentajes de dos dígitos y más elevados que los latinos.