Una caminata familiar que terminó con la muerte de los padres

A la tragedia sobrevivieron dos menores, de cuatro y siete años

Guía de Regalos

Una caminata familiar que terminó con la muerte de los padres

William y Amanda Green, de 33 y 35 años, respectivamente, llevaron a sus dos hijos a una excursión de fin de semana al Valle del Zoar, una zona con barrancas peligrosas, pero con escenarios fastuosos.

El paseo de esta familia, que tenía una casa en Buffalo, Nueva York, terminó con la muerte de los padres, cerca de un arroyo; Alexander, de cuatro años de edad, fue hallado con heridas graves, y su hermano Jacob, de siete años, deambulaba por la zona.

La Policía, informó Associated Press, aún no explica exactamente cómo ocurrieron los hechos, pero supone que los padres y Alexander cayeron unos 60 metros por un acantilado, es decir, se fueron “al vacío”, por la inclinación de la montaña.

El guardabosques Daniel Richter dijo que “es un desfiladero”, por lo que siempre se sugiere a la gente no acercarse a la orilla. “Ha habido accidentes… muertes”, contó.

El valle es muy popular al sur de Buffalo, debido a los deportes extremos que ahí pueden realizarse, como paseo en aguas salvajes.

Fueron dos sedentaristas quienes encontraron a la pareja muerta y al niño malherido, por lo que fue trasladado en un helicóptero.

Los familiares de las víctimas fueron avisados, para que cuidaran de los niños e hicieran los trámites para enterrar los cuerpos.