Los Ángeles busca aprovechar mejor el agua de lluvia

Los líderes desarrollan una iniciativa para almacenar, limpiar y reusarla, y proteger la salud pública
Los Ángeles busca aprovechar mejor el agua de lluvia
03/21/18/LOS ANGELES/Los Angelinos take cover from the rain in the Los Angeles area. (Photo by Aurelia Ventura/La Opinion)
Foto: Aurelia Ventura / Impremedia/La Opinion

Cuando el condado de Los Ángeles experimenta fuertes lluvias, la mayoría de esa agua pluvial termina en el océano y en su camino, enferma a las comunidades de bajos ingresos.

Esta problemática ha hecho que los líderes angelinos trabajen en una iniciativa de ley que busca capturar la mayor agua pluvial posible, almacenarla, limpiarla y reusarla.

En 2017, el condado perdió más de 107,000 millones de galones de agua de las tormentas. Si se contara con la infraestructura para capturar, guardar y limpiar de contaminantes dicha lluvia, se habrían satisfecho las necesidades de más de 2.5 millones de personas por un año.

“Tenemos que elevar las voces de los residentes y hacer una alianza para tener un mejor uso de los recursos del agua”, dijo Bárbara Ferrer, directora de salud pública del condado de Los Ángeles.

Recalcó que el agua es crítica para las comunidades, pero no pueden hacer nada sin su apoyo.

La pavimentación en la mayor parte del condado también influye mucho para la pérdida de agua pluvial en el océano.

La supervisora del condado de Los Ángeles Sheila Kuehl apoya una medida para almacenar, limpiar y usar el agua de lluvia. (Araceli Martínez/La Opinión).
La supervisora del condado de Los Ángeles Sheila Kuehl apoya una medida para almacenar, limpiar y usar el agua de lluvia. (Araceli Martínez/La Opinión).

Más disponibilidad

El programa de Agua Segura y Limpia (SCWP) que proponen las autoridades del condado serviría para financiar la construcción de cisternas, jardines pluviales e infraestructura para almacenar hasta 100,000 millones de galones de agua de lluvia al año.

Esta cantidad permitiría satisfacer las necesidades de 613,000 hogares con cuatro personas. Se trata del 20% de la demanda actual de Los Ángeles.

Elba Yáñez, directora del Instituto de Prevención de Equidad para la Salud, dijo que las comunidades de bajos ingresos están más expuestas a ser víctimas de la contaminación en el agua, y a adquirir enfermedades en la piel, gastrointestinales y respiratorias, sobre todo al nadar en las playas del condado de Los Ángeles.

El agua de la lluvia recoge químicos y toxinas que fluyen a través de las calles y otras áreas desarrolladas hacia los ríos y arroyos que desembocan en el océano. Esto amenaza la salud pública y marina, dijo.

“Por eso es que casi siempre después una tormenta fuerte, se cierran las playas”, explicó Yáñez.

Cada año, las tormentas cargan con más de tres millones de toneladas de basura de las calles, suficientes para llenar el estadio de los Dodgers, que terminan en las playas locales, añadió.

Hasta ahora, el condado de Los Ángeles ha dependido de la Agencia del Medio Ambiente de Estados Unidos (EPA) y la ley federal de limpieza del agua que aportan un financiamiento mínimo para mantener los estándares de calidad del agua. Sin embargo, es crítico que se tome acción a nivel local para mejorar los recursos acuíferos para los residentes del condado de Los Ángeles.

Yáñez lamentó que haya un historial de muy poco financiamiento para atender este problema, sobre todo en las comunidades de bajos ingresos. “La infraestructura se ha descuidado y eso ha afectado la calidad del agua”, dijo.

Sheila Kuehl,  supervisora de Los Ángeles, dijo que hemos tomado el agua como garantizada y no reconocemos la necesidad de limpiarla. “Las pequeñas ciudades tienen menos posibilidades de hacerlo, por lo que están en mayor riesgo de enfermedades. Además de que tienen menos parques, menos sombra y más pavimento”, señaló.

La medida desarrollada por el condado de Los Ángeles busca que nuestras playas estén menos contaminadas y haya menos riesgo de enfermedades.

¿De qué se trata el Programa de Agua Limpia y Segura?

Crearía un impuesto a la propiedad tentativamente de entre 3 a 4 centavos para capturar, limpiar, almacenar y reusar agua de lluvia; protegería los lagos, ríos, arroyos y playas locales de la contaminación, y mejoraría las comunidades al agregarles sombra y espacios verdes.

Para una casa de tres recámaras, significaría un pago adicional de entre 60 a 70 dólares al año.

Se pretende que las instalaciones de almacenamiento de agua de lluvia se localicen al lado de parques, jardines, patios  de juego y campos deportivos.

La idea es aprobar la propuesta para un impuesto en julio y ponerla en la boleta electoral de noviembre”, señaló la supervisora Kuehl.

“Tenemos que educar a la comunidad para que esta medida pase y podamos hacer las cosas”, asentó.

Mark Pestrella, director del Departamento de Obras Públicas del condado de Los Ángeles, dijo que mucha gente no sabe que hace falta mejorar la captura y conservación de las agua pluviales.

“Esto se vuelve más necesario por el cambio climático y una sequía que se ha prolongado por cinco años y ha impactado severamente las comunidades a lo largo del condado”, expresó.

Además, el agua es escasa. Los angelinos obtienen el agua de las montañas, el Valle Central y otros estados.

“En Los Ángeles, el 57% del agua es importada, el 34% bombeada, 5% reciclada, 3% de conservación, 1% de estructuras de desviación”, precisó Pestrella.

Limpiar el agua nos va a costar más de $20,000 millones de dólares en los próximos 20 años”, advirtió.

El Departamento de Parques del condado de Los Ángeles lleva a cabo una campaña de limpieza en el río San Gabriel. (Photo Aurelia Ventura/La Opinion)

Las comunidades ganarían

Norma E. García, subdirectora de Parques y Recreación del condado de Los Ángeles, dijo que hay 7,500 acres de terrenos de parque y 14 cuerpos de agua.

Pero por desgracia el 51% de los angelinos no pueden ir a un parque, lo cual tiene un impacto humano en la salud mental, física y social.  “Las comunidades con más espacios verdes son más saludables; y a mayor verdor, más limpieza de aire”, indicó.

En términos de empleos, si esta medida es aprobada, crearía 2,000 empleos permanentes y 7,000 trabajos en la construcción en un periodo de 30 años , dijo Roxana Tyanan, directora de la Alianza por una Nueva Economía (LAANE).

Consideró que traería $7,000 millones de dólares para construir proyectos.

 

El Condado busca la opinión de residentes, dueños de negocios y miembros de la comunidad en el programa. Para más información, visite www.SafeCleanWaterLA.org o escriba a info@SafeCleanWaterLA.org