¿Cómo puedes trabajar los músculos del abdomen sin hacer abdominales?

Lo primero es definir si se quiere fuerza en los músculos o lo que se busca es una mayor definición, ya que se puede conseguir lo primero sin necesidad de lo segundo
¿Cómo puedes trabajar los músculos del abdomen sin hacer abdominales?
Los abdominales es una de las partes del cuerpo que más nos obsesionan.
Foto: Getty Images

El solo pensamiento de hacer abdominales puede asustar a la mayoría de las personas, incómodas ante la idea de someterse a una rutina de ejercicios con la que se corre el riesgo de dejar en evidencia la falta de condición física del cuerpo.

Entonces, antes de enfrentar la realidad, prefieren optar por olvidar a una de las zonas más importantes para nuestro funcionamiento físico.

De ahí que atraiga tanto la posibilidad de poder trabajar los músculos del abdomen sin hacer precisamente abdominales, por lo menos no de manera consciente.

“Se puede conseguir una buena fuerza abdominal, que al final es lo que se recomienda para la salud, con una serie de actividades que van dirigidas más al bienestar personal o el esparcimiento que al trabajo físico”, le dijo a BBC Mundo Francisco Sánchez Diego, director del centro de entrenamiento Corpore 10.

Abdominales de una mujer definidos

Getty Images
Tener abdominales fuertes o saludables no significa tenerlos definidos ya que para ello se requiere algo más que el simple ejercicio.

El entrenador personal español mencionó disciplinas como el yoga o el pilates, donde la región abdominal cumple una función crucial para los movimientos y posturas, pero destacó un ejercicio que está de moda, “el bodybalance (el balance del cuerpo), que es una fusión entre las dos anteriores y el taichí”.

“Al ser ejercicios inestables se exige mucho lo que es el core, en el centro del cuerpo, que trabaja constantemente para mantener el equilibrio, forzando al abdomen a mantener la postura”.

En grupo

Otra forma de fortalecer el abdomen de manera eficiente es practicando deportes de equipo como fútbol, voleibol o baloncesto, así como los de raqueta como el tenis, pádel, squash.

“Todos esos deportes requieren un gasto aeróbico, con cambios de ritmo, desplazamientos y torsiones”, explicó.

Personas jugando voleibol

Getty Images
Practica cualquier deporte que requiera movimiento o cambios de dirección ayuda a fortalecer la zona abdominal.

“Eso se traduce en que al trasladar fuerza del tren inferior al tren superior se produce un trabajo exigente de la zona abdominal”.

Lo que hay que tener claro, agregó, es que no se deben esperar resultados de inmediato, sino más bien al largo plazo.

“Hay unos procesos de adaptación del cuerpo cuando te activas físicamente, que se produce cuando los músculos van rompiendo las fibras más débiles para sustituirlas por unas más resistentes”, aclaró.

“De esa manera puede responder al esfuerzo que se le está pidiendo y a la larga eso te permite sentirte más fuerte”.

Uno solo

Según el director de Corpore 10 hay una actividad que no es muy popular entre la gente adulta al ser relacionada con la época de la infancia, pero que es una de la más completas para fortalecer el abdomen: saltar la cuerda.

“Es un trabajo muy exigente ya que estás todo el tiempo impulsándote, compensando y estabilizando, moviendo los brazos, con lo que se mantiene activo la región del abdomen”, resaltó.

Mujer saltando la cuerda

Getty Images
Al saltar la cuerda se exige diferentes zonas del cuerpo.

En este grupo de actividades individuales también entra la natación, que “implica el movimiento de brazos y la torsión constante del cuerpo”, y el correr, “donde se activa una gran cantidad de músculos con cada zancada”, entre ellos los del abdomen.

“Si logras estar activo unas tres o cuatro veces por semana podrás tener un abdomen fuerte y plano, aunque el aspecto visual sólo se obtendrá si haces trabajos específicos para la zona y combinarlo con una alimentación adecuada”, advirtió Sánchez Diego.

Persona haciendo abdominales

Getty Images
Hacer abdominales resulta un martirio para la mayoría de las personas.

Para esto último indicó que “lo primero es hacer los tipos de deportes que generen una mayor quema calórica”.

“En este sentido destacan el boxeo, el remo, la natación o el correr, aunque también hay que tomar en cuenta la intensidad con la que se practican, ya que se puede quemar entre 700 y 1.000 calorías en una hora”.

Por eso es que es importante establecer qué es lo que se quiere lograr, porque si lo que se busca es fortalecer la zona abdominal hay diferentes maneras de lograrlo, incluso sin la necesidad de hacer los temibles abdominales.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.