Aficionados mexicanos llegan a Rusia… un ‘poquito tarde’

Cuando arribaron a tierras mundialistas el Tri ya estaba de regreso en México
Aficionados mexicanos llegan a Rusia… un ‘poquito tarde’
Carlos Serrano (der.) y su hijo (izq.) ya no pudieron ver al Tricolor en Rusia.
Foto: Luis Homero Echeverría / Agencia Reforma

NIZHNY NOVGOROD, Rusia -El entusiasmo por ver a la selección mexicana por televisión lo llevó a emprender el viaje a Rusia y cuando llegó… el equipo mexicano ya se había ido.

Carlos Serrano siguió al Tri muy de cerca durante los primeros compromisos en la Copa del Mundo, lo hizo desde Costa Rica, donde reside por motivos laborales, pero se entusiasmo tanto como los connacionales en suelo ruso o los que lo vieron desde México.

Y le agradó el desarrollo del Mundial en sí que decidió ser parte de él.

“Nosotros sí llegamos a cuartos de final, estábamos muy contentos, felices de ya estar en Rusia, desafortunadamente no llegó la selección, pero estamos seguros que será para la próxima”, afirmó Sauceda, quien realiza el viaje con su hijo adolescente, también de nombre Carlos.

“Queríamos ver un partido del Mundial y queríamos arriesgarnos para ver si la selección llegaba hasta el final y decidimos venir para cuando ya fueran las fases más interesantes, pensando que podría estar México, pero ya no llegó. Ésa era la intención porque si llegaba era algo histórico”.

Los dos Serrano aterrizaron en Rusia el 4 de julio, ya una vez que el Tri quedó fuera y dos días antes del Uruguay contra Francia, el primer juego para el que compraron boletos.

Curiosamente de haber clasificado el combinado nacional a cuartos habría jugado en Kazán, y si lo hubiera hecho en primer lugar de su grupo a octavos y ganado el duelo le iba a tocar en Samara.

“Creo que a México le fue bien en el Mundial. Bueno, al final ya no le fue tan bien, pero lo hizo bien en los primeros partidos. Contra Alemania fue un partido muy bueno y el resto también jugaron bien pero ya no pudieron ganar”, comentó Serrano hijo con una bandera de México colgada al cuello y cubriéndole la espalda.

“Es mi primer Mundial. Mi primer partido ahora (Uruguay-Francia) y me está gustando mucho, creo que va a ser increíble”.

Mientras un gran número de seguidores mexicanos ya emprendieron la vuelta a casa, para Carlos padre e hijo apenas empieza el Mundial.

“Pues ya estamos en el Mundial, a la segunda mitad, pudimos llegar hasta la Final con México, pero bueno, nosotros vamos a andar por acá“, mencionó Carlos padre.

Si bien ya no hay opciones de ver a México en la cancha, la intención es experimentar el torneo en su etapa decisiva con las semifinales y la final.

“El Mundial igual se puede disfrutar en estas etapas, son las más interesantes del torneo, y ya, si no está la selección, vamos a sentir, que nosotros estamos representando a México“, recalcó el mayor de los Serrano.