LAPD investiga presencia de infiltrado de la policía en grupo opositor a Trump

“Brian” es el nombre del informante confidencial identificado en documentos en la corte; dos de los manifestantes en la autopista 101 en el 2017 regresan hoy a la corte
LAPD investiga presencia de infiltrado de la policía en grupo opositor a Trump
Miembros del grupo Refuse Fascism LA. (Jorge Macías)
Foto: Jorge Macias

El Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD) realizará una investigación a fondo sobre la infiltración de un informante confidencial en la organización izquierdista anti-Trump, Refuse Fascism LA (Rechazo al Fascismo LA), de la que cinco de nueve miembros enfrentan cargos criminales por protestar públicamente y bloquear el tráfico vehicular en septiembre y noviembre del 2017, en la autopista 101.

“En respuesta a las inquietudes identificadas en los informes de los medios de comunicación con respecto al rol de un informante confidencial en una investigación criminal de 2017 sobre personas involucradas en las protestas, el jefe Michel Moore ordenó una revisión de principio a fin para determinar si fueron seguidos los estrictos requisitos del Departamento para el uso de información confidencial”, respondió en un comunicado la portavoz del LAPD, Norma Eisenman.

La vocera dio a conocer que “el Departamento ha estado en estrecho contacto con la Junta civil de Comisionados de Policía y su Inspector General independiente con respecto a las inquietudes de la gente y comenzará una revisión exhaustiva del caso, [así como de] los procesos existentes para garantizar que la confianza del público no se vea comprometida mediante el uso de ciertas técnicas de investigación. El jefe [Michael] Moore ha dirigido la Oficina de Políticas y Políticas Constitucionales de la policía de Los Ángeles para supervisar la revisión y garantizar que todos los asuntos legales, políticos y comunitarios se hayan examinado y abordado adecuadamente”.

Protesta del 2017 en contra de la administración Trump por parte de Refuse Fascism LA. (suministrada)

Cuestionado sobre la legalidad de monitorear y grabar las reuniones internas y privadas de los miembros de Refuse Fascism LA; si las grabaciones de “Brian”, el informante confidencial del LAPD, fueron parte de investigar la ideología izquierdista anti-Trump y antifascismo o la presentación de los seis cargos  contra los manifestantes representaba una persecución política por parte de la policía de Los Ángeles y del fiscal de la ciudad. Rob Wilcox, portavoz del abogado de la ciudad, Mike Feuer se limitó a responder que

“como este asunto va a juicio, no tenemos comentarios en este momento”.

Implicados

En el proceso de descubrimiento de evidencias para el juicio se menciona como implicado al informante confidencial llamado “Brian”.

En un formulario de declaración se indica que, “un audio se grabó el 11 de octubre de 2017 a aproximadamente 18:25 horas, durante la inserción de un informante confidencial o CI, en una reunión de Refuse Fascism LA.

Miembros de Refuse Fascism LA se manifiesta afuera de la corte de LA en una de las numerosas protestas. (Jorge Macías)

La grabadora de audio fue usada por el informante confidencial y la hora fue marcada por el Detective I, J. Dickson, número de serie 37895.

También fue entregada una transcripción de audio, hecha el 13 d octubre de 2017 por el detective Danny Carreras (serial #31638).

Otro documento de la corte menciona el nombre del oficial de entrevistas/informes del LAPD, el policía II Guadalupe Franquez (serial 41353)

Posteriormente, el 25 de octubre, es la oficial II Tamika Bush quien realiza el reporte del grabador de audio usado por el “espía” del LAPD y que fue estampado por el Detective I, Jim Dickson, de la Oficina de Lucha contra el Terrorismo y Operaciones Especiales del LAPD en División de Crímenes Mayores (MCD).

Segundo juicio

Este lunes, la conferencia previa con el juez Miguel Espinoza, en la sala 62 de la Corte Metropolitana de Los Ángeles fue suspendida porque no llegaron los abogados defensores de Miguel Cruz Antonio y Chantelle Hershberger ni el fiscal Andrew Solomón, de la oficina de Mike Feuer.

Las diligencias continuán esta mañana, ya que un segundo juicio contra ambos está previsto que inicie este jueves. Su primer juicio fue declarado nulo a finales de junio. Después de tres días de deliberaciones, 12 miembros del jurado quedaron estancados 8-4.

“Se trata de persecución política en contra de nosotros”, dijo Miguel Cruz, cuyo abogado Damon Alimouri expresó a La Opinión que la intención del fiscal de la ciudad, Andrew Solomón es “que un jurado los declare culpables a como dé lugar” y sean reprimidos sus derechos consagrados en la Primera Enmienda de la Constitución de los Estados Unidos, respecto a la libertad de expresión y el derecho de reunión pacífica.

Miguel y Chantelle enfrentan seis cargos criminales: dos delitos penales por obstrucción de una carretera (Código Penal 674 (c); dos por no obedecer una orden legal (Código vehicular 2800), y otras dos violaciones al código penal 409 por ser parte de una asamblea que fue declarada ilegal.

Los manifestantes conocidos como #Freeway9 y #UCLA5, por las protestas que realizaron en ambos lugares recibieron el respaldo moral de Yusef Salaam, uno de los cinco individuos acusados falsamente en la brutal violación de Trisha Meili, en abril de 1989, en el caso de “Los Cinco de Central Park”, Nueva York.

“Estoy con los muchachos del Freeway 9 y los de UCLA 5 por su resistencia valerosa sobre lo que está ocurriendo en Estados Unidos”, dijo Salaam. “No podemos permanecer en silencio ante el rostro de la tiranía”.

En su respuesta a La Opinión, la portavoz de la policía, Norma Eisenman también señaló que el “LAPD está firmemente comprometido con la policía constitucional y la construcción de la confianza del público para reducir efectivamente el crimen y proteger a la comunidad. Tomaremos todos los pasos necesarios y apropiados para investigar cualquier posible inquietud planteada”.