Luka Romero ‘El Nuevo Messi’ es mexicano, pero hoy debutó con la Sub 15 de Argentina

El duranguense tuvo debut soñado con un gol y una asistencia en el Campeonato Sudamericano Sub 15

Luka Romero nació en Durango, México, pero también tiene las nacionalidades argentina y española, por lo que hoy pudo hacer su debut soñado con la selección albiceleste, al marcarle un gol a Chile y colaborar con una asistencia en el 6-0 que le propinaron a los andinos en el Campeonato Sudamericano Sub 15 disputado en Paraguay.

 

Romero desde pequeño deslumbro por su talento con la pelota, tanto así que a los 10 años fue ‘amarrado’ al Mallorca con un contrato de 8 años para ser parte de su cantera hasta que cumpliera la mayoría de edad, para que, de esta forma, el equipo pudiera sacarle un beneficio económico a una futura transacción.

El jugador, que actualmente tiene 15 años, está en proceso de desarrollo y destaca por tener una izquierda privilegiada, una visión de campo como pocos y un manejo de balón espectacular, de allí que se ganara el apodo de ‘nuevo Messi.

Su padre es el futbolista Diego Romero, quien jugaba para los Alacranes de Durango en el Ascenso MX, esa es la razón por la que Luka nació en suelo azteca.

Lamentablemente para los mexicanos, su sueño siempre fue vestir la camiseta albiceleste y, de hecho, el año pasado fue convocado por la Selección de Argentina Sub 17, pero no tuvo minutos de juego.

Toda mi familia es argentina; mi sueño es vestir la camiseta Albiceleste“, dijo hace unos meses cuando fue convocado a la selección Sub 15 para el torneo en el que debutó.

 

Hoy, Luka asistió de tiro libre para el tercer gol de su escuadra y marcó el cuarto en una jugada personal después de robarle el balón a un defensor en el área grande.

Pese a su buen desempeño, Romero salió de cambio al minuto 16 del segundo tiempo, cuando el partido ya estaba inclinado hacia una victoria albiceleste.

 

Este partido que disputó no implica que Luka ya no podrá jugar para México o para España más adelante. Vale la pena recordar que estará impedido de hacerlo hasta que vista la camiseta de la selección absoluta de cualquiera de los tres países, a partir de ese momento ya no podrá jugar para ninguno de los otros dos, pero mientras sean categorías con límite de edad aún podrá recapacitar. Aunque por la forma en como se expresa de la albiceleste y la manera en que disfrutó jugar hoy, no parece que pueda cambiar de opinión. Ya veremos.