Senador republicano demanda a Arquidiócesis y escuela en Nueva York por abuso sexual infantil

Gennaro Bizzarro creció en NYC y ahora es congresista estatal en Connecticut
Senador republicano demanda a Arquidiócesis y escuela en Nueva York por abuso sexual infantil
Gennaro Bizzarro tiene 44 años
Foto: captura youtube CTSenateRepublicans

Gennaro Bizzarro, senador estatal Republicano en Connecticut, y varios otros hombres anónimos están presentando demandas contra la Arquidiócesis de Nueva York y una escuela católica de El Bronx por presunto abuso sexual cuando eran niños.

Bizzarro (44) fue elegido en febrero para su primer mandato de dos años y está demandando a la Arquidiócesis de NY y a la Iglesia y Escuela “Our Lady of Mount Carmel”, alegando que fue agredido sexualmente entre los 9 y 12 años por el entrenador de baloncesto Rudy Tremaroli, fallecido en 1992.

“Se trata de justicia para tantas víctimas que han visto sus vidas afectadas y probablemente destrozadas como resultado del abuso”, dijo Bizzarro a New York Post.

El senador dice que el ex entrenador dejó una impresión duradera en él después de sufrir sus abusos. Son tantas las supuestas víctimas de Tremaroli, que se ha creado un portal para las denuncias.

“He estado ocultando y reprimiendo estos recuerdos durante décadas y es hora de hacer algo al respecto”, dijo Bizzarro citado por News12 The Bronx.

Bizzarro, abogado hijo de inmigrantes italianos, es el único demandante que se identificó con su nombre; otros 11 hombres han optado por la denominación genérica “John Doe”.

Todos están alegando que Tremaroli los abusó sexualmente de niños y los obligó a posar para fotos desnudas.

Según las denuncias presentadas en el Tribunal Supremo de Manhattan por el abogado de las víctimas, Jeff Herman, Tremaroli creó una importante colección de pornografía infantil.

Herman dijo que el supuesto abuso ocurrió a lo largo de 30 años, afectando a docenas, si no cientos, de estudiantes.

El abogado de Bizzarro también afirmó tener evidencia de que los administradores escolares sabían sobre el abuso denunciado, pero no tomaron medidas contra Tremaroli.

Herman también dijo que en 2000 el entonces director de la escuela, James Irwin, fue arrestado por su propia posesión de pornografía infantil.

La nueva ley de víctimas infantiles del estado permitió a las presuntas víctimas emprender acciones al crear una ventana de un año para que los sobrevivientes adultos puedan demandar, sin importar cuánto tiempo hace que tuvo lugar el abuso infantil, destacó Herman.

“Lo más importante de estos casos es ayudar a las víctimas a sanar”, dijo. “Y la única forma en que podemos hacer eso es darles voz y responsabilizar a las instituciones para que los niños en el futuro estén protegidos”.

La Arquidiócesis de Nueva York dijo en un comunicado que “toma en serio todas las acusaciones de abuso sexual, y continuamos nuestros esfuerzos para responder a esas acusaciones. Sin embargo, no estamos haciendo comentarios públicos sobre demandas individuales en este momento”.