El contrabando en tiempos de coronavirus: Desenfriol-ito y Clorox para vender por internet

Cruzaba la frontera con más de 4,000 pastillas para la gripe y 30 envases de blanqueador
El contrabando en tiempos de coronavirus: Desenfriol-ito y Clorox para vender por internet
Desenfriol-ito decomisado.
Foto: CBP

Un cargamento de más de 4,000 pastillas para la gripe y 30 envases con blanqueador líquido era lo que un automovilista llevaba de contrabando al cruzar la frontera de México a Estados Unidos.

Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) descubrió lo que el hombre había escondido detrás del asiento trasero de su vehículo cuando el 25 de marzo ingresaba al país por el Puente Internacional de las Américas, en la frontera de El Paso, Texas.

Eran varios paquetes que contenían un total de 4,340 tabletas de medicamento para el resfriado de diferentes marcas, como Desenfriol, Desenfriol-ito y XL-3, así como varios paquetes de Gelamicin, una pomada para enfermedades de la piel, y 30 envases de blanqueador Clorox.

Agentes de CBP decomisaron la mercancía que el conductor del auto pretendía comercializar en Estados Unidos en estos tiempos de crisis en los que surgen fraudulentos remedios para combatir el coronavirus.

El contrabandista sólo fue identificado como un ciudadano estadounidense de 51 años de edad que habría reconocido sus intenciones eran vender el producto a través de internet y enviarlo por paquetería a clientes que tiene en varias partes del país, pero principalmente en Alaska, según el reporte de CBP.

“Los consumidores pueden pensar que están ahorrando unos pocos dólares al ordenar estos medicamentos extranjeros en línea, pero si no ha sido aprobado por la Administración de Alimentos y Medicinas (FDA), podrían estar poniendo en riesgo su salud”, declaró Héctor Mancha, director de operaciones de CBP en El Paso, Texas.

Las autoridades advierten que los medicamentos que se comercializan por internet están sujetos a la aprobación de la FDA y que quienes los envían deben estar registrados ante esa agencia del gobierno.

Los envíos que no se aprueben pueden ser confiscados sin reembolso y tanto comprador como vendedor podrían estar sujetos a sanciones adicionales.