Las comunidades del Salton Sea necesitan alivio por la pandemia y la suciedad del aire

Las comunidades del Salton Sea necesitan alivio por la pandemia y la suciedad del aire
Salton Sea, 2020.
Foto: Sierra Club / Cortesía

Como defensores de la salud pública del Valle Oriental de Coachella, estamos trágicamente familiarizados con la realidad de personas que tienen que permanecer a cubierto y monitorear su respiración.

Mientras el coronavirus se extiende y causa enfermedades respiratorias en todo el país, las familias de este valle libran dos batallas. Por años, la evaporación del Salton Sea ha propiciado altos niveles de contaminantes en el aire, y hemos visto a nuestras familias y amigos enfermarse más y más

Tenemos que actuar ahora para prevenir los peores daños de la crisis del coronavirus y aumentar nuestra capacidad de combatir futuras crisis de salud pública, incluyendo sobre todo la urgente supresión del polvo. Un nuevo estudio de Harvard reveló que la exposición a largo plazo a aire sucio lleva a grandes incrementos de las muertes relacionadas con el COVID-19.

Los contaminantes del Salton Sea y la demografía del Valle Oriental de Coachella nos hacen particularmente vulnerables a esta pandemia. Muchos residentes no pueden permanecer bajo techo. Muchos otros no pueden mantener la distancia social debido a viviendas atestadas. Muchos más trabajan en la agricultura recolectando cosechas vitales para el país, incluso si laboran en aire insalubre y cerca de otros trabajadores. Casi el 25% de los residentes de comunidades como Mecca y Oasis carece de seguro médico

Mientras el virus barre el país, la administración Trump ha debilitado las protecciones contra la contaminación, permitiendo así que los peores contaminadores emitan más sustancias tóxicas al aire de nuestras comunidades. 

Socavar las protecciones a la salud pública en estos tiempos es inconcebible y nos pone a todos aún en más peligro de sufrir problemas respiratorios. En North Shore, Mecca, Oasis, Thermal y Desert Shores, muchos niños sufren hemorragias nasales, alergias y otros problemas respiratorios debido a la mala calidad del aire, probablemente asociada con la evaporación del Salton Sea. Quienes sufren de problemas respiratorios crónicos están en una posición más vulnerable con respecto al COVID-19.

El Gobernador Newsom tiene que proveer los recursos que tan urgentemente necesitamos —especialmente en medio de una pandemia— y que se nos negaron antes, como inmediata asistencia económica, sanitaria, y de vivienda y alimentos, además de apoyo para limpiar los contaminantes del Salton Sea.

Necesitamos planes para suprimir el polvo de la playa del Salton Sea e implementarlos tan pronto como sea seguro para los trabajadores. Tenemos que incrementar las salvaguardas médicas para poblaciones vulnerables como bebés, ancianos, indocumentados y personas inmunodeficientes para lograr vencer esta pandemia. No podemos dejar que esta crisis sanitaria y ambiental llegue a un punto de no retorno.

Olivia Rodríguez es activista comunitaria y documentalista que produjo una pieza sobre el Salton Sea y sus comunidades. El Dr. Ryan Sinclair es profesor asociado de microbiología ambiental y experto en evaluar los riesgos de exposición a patógenos en el medio ambiente.