Lo que debes saber si quieres pintar tus paredes tú mismo y que queden impecables

Debes saber la antigüedad de la pintura de tu vivienda para decidir si hacerlo tú o un profesional

Aprovecha el tiempo de cuarentena para pintar las paredes de tu casa.
Aprovecha el tiempo de cuarentena para pintar las paredes de tu casa.
Foto: Asa K / Pixabay

En muchas ocasiones expresamos que nos falta tiempo para realizar actividades que realmente queremos hacer o aprovecharlo para mejoras en el hogar. Te tenemos que decir que ahora lo tienes y si piensas realizar un cambio en tu casa, puedes comenzar por darle un rostro renovado con una nueva pintura a tus paredes para que luzcan tan impecables como antes.

Nadie nace siendo un experto en algo, por lo que te vamos a ayudar a direccionar tu ánimo con base en las recomendaciones que el portal Domino obtuvo de Meghan Stewart, directora senior de negocios para ventas al consumidos en Paintzen, y que conozcas ciertos detalles de la brocha gorda a la hora de pintar tu vivienda.

Antes de realizar cualquier trabajo, si no has estado tanto en tu vivienda, debes averiguar si la casa fue construida antes o después de 1978. Este dato te puede indicar qué tan vieja es tu casa y cuán mayor riesgo de contener plomo pueda tener en su pintura, dañina para la salud, para lo que Stewart recomienda mejor dejar el caso a los expertos.

Si tu vivienda es más reciente, vas a necesitar:

  • Bandejas de pintura
  • Rodillos
  • Brochas
  • Poste de extensión (para techos altos)
  • Cinta de pintor o Cinta de rana (Frogtape, para decoración)
  • Paños
  • Plástico para piso o papel de colofonia
  • Pintura

Stewart asegura que el primer o pintura de imprimación no siempre es necesaria, mucho menos cuando en el mercado existen pinturas autocebantes que podrían utilizarse cuando las paredes ya son de color claro o de un tono cercano al original.

La imprimación es primordial en los casos en los que la pared es de color oscuro y lo vas a cambiar por uno más brillante. La imprimación y dos capas de pintura serán suficientes.

Si tu primer es a base de látex, el cual se seca en aproximadamente de dos a tres horas, lo recomendable será aplicar la capa de pintura después de tres o cuatro horas. Si es a base de aceite, tendrás que esperar un día para secarse.

Para conocer la cantidad correcta de pintura, puedes acercarte a tu vendedor siempre y cuando lleves el dato sobre los pies cuadrados de tu habitación. Pero Stewart afirma que la tasa de dispersión de la pintura, donde generalmente una capa puede cubrir 300 a 400 pies cuadrados, puedes obtenerla al dividir los pies cuadrados de tu espacio entre los números anteriores para conocer cuántos galones necesitas.

Mantén la circulación de aire en puertas y ventanas mientras pintas, esto ayudará al secado rápido y que puedas ocupar tu habitación lo más pronto posible.

Al final, puedes guardar la pintura cerrando perfectamente la lata y colocándola en un lugar fresco (ni muy caliente ni muy frío) y con poca humedad, un armario puede ser ideal. La durabilidad de la pintura dependerá de la marca y su calidad, aunque usualmente pueden durar entre dos o tres años en óptimas condiciones. Una lata sin abrir puede durar entre siete y diez años, aunque tendrás que confirmarlo al observar si ve separada. Si lo está, tendrás que utilizar un poco de grasa y removerla para que se recombine. Si no se vuelve a juntar, tendrás que desecharla en un centro de entrega local.

– También te puede interesar: