Coronavirus golpea duramente a familia hispana de Los Ángeles: infecta a 20 y cobra la vida del patriarca

El coronavirus tocó la puerta de la familia Garay y en cuestión de días varios miembros de la familia estaban enfermos

Vidal Garay era la cabeza de familia y falleció poco después de cumplir 60 años.
Vidal Garay era la cabeza de familia y falleció poco después de cumplir 60 años.
Foto: Richard Gray / Cortesía

La familia Garay es testimonio de lo devastador que puede ser el coronavirus. Según cuenta uno de sus integrantes, Richard Garay, la enfermedad se propagó por la casa de su familia con una rapidez impresionante.

Al menos 20 personas de la familia, residentes del sur de Los Ángeles, han contraído la enfermedad, y aunque muchos se recuperaron, el patriarca Vidal Garay, de 60 años, falleció un día después del Día del Padre debido a complicaciones de la enfermedad.

Poco después de su cumpleaños 60, el pasado 16 de mayo, Vidal presentó síntomas relacionados a la enfermedad y tras someterse a la prueba, dio positivo. También lo hicieron su esposa, sus tres hijos y nietos.

Estos últimos se recuperaron de la enfermedad, pero el sexagenario padre, abuelo y amigo falleció.

Vidal Garay no pudo vencer al coronavirus. / Cortesía / Richard Garay

Richard asegura que en su casa familiar del Sur de L.A. no hubo reuniones y que solo recibieron la visita rápida de unos familiares que pasaron a saludar. El supone que fue en ese momento cuando se contagiaron.

Richard cree que él y su padre fueron los primeros en contagiarse. El joven le contó a NBC que él y su padre estaban aislados juntos en la misma habitación, pero que a ocho días de tener el virus, estaban muy débiles.

Mis ultimas palabras a mi papá fueron: ‘papá creo que lo lo voy a lograr’”, afirmó Richard. Tanto él como su padre sufrían de otra condición de salud grave.

Recolectan fondos para el funeral

La familia está recaudando fondos para cubrir los gastos funerario de Vidal Garay. “Todos estamos tristes por la pérdida de Vidal y no estábamos preparados para el alto costo de un servicio funerario”.

“Vidal sucumbió a los efectos devastadores del virus mientras luchaba sin cesar en el hospital. Era un luchador, un modelo a seguir, y nunca renunció”, afirmaron sus hijos Juan, Richard y Benjamin Garay en una carta publicada en GoFundMe.

Si desea realizar un donativo, puede ingresar aquí.