Cómo hacer una cremosa mantequilla de avellanas casera

Más barata y saludable, 100% avellanas y sin azúcares añadidos
Cómo hacer una cremosa mantequilla de avellanas casera
Foto: sipa / Pixabay

Si amas el sabor dulce y la textura cremosa de la mantequilla de avellanas, anímate a prepararla en casa. Es más sencillo de lo que imaginas, tienes la opción de agregarle el toque de otros de sus sabores favoritos como el cacao.

Además de que estarás ahorrando al comprar las nueces a granel, lo mejor es que puedes evitar azúcares agregados y algunos otros ingredientes innecesarios y poco saludables que suelen añadir las marcas comerciales.

Realiza una mantequilla realmente buena que agrade tu paladar y además es muy saludable. Las avellanas contienen vitamina E, grasas buenas, ácidos grasos omega-6, omega-9, cobre, manganeso y fibra. ¡Las avellanas son una fuente de antioxidantes!

Te compartimos la receta para hacer tu mantequilla de avellanas y si lo deseas, al final puedes darle el sabor del cacao.

Ingredientes

(32 porciones)

  • 4 tazas de avellanas crudas
  • 1/2 cucharadita de sal (opcional)

Preparación

  1. Precalienta el horno a 375 °F y hornea las avellanas en una bandeja durante 10-12 minutos.
  2. Retira las nueces tostadas del horno y deje que se enfríen.
  3. Envuelve las avellanas en una manta o trapo limpio, junta las 4 esquinas, sujeta con una mano y con la otra mueve el paquete para que al frotarse las avellanas se les caiga la piel.
  4. Coloca las nueces ya sin piel en el procesador, agrega la sal y procesa a alta velocidad; retira un poco lo que alrededor del tazón de vez en cuando, hasta que las avellanas se hagan mantequilla. Necesitarás aproximadamente 5 minutos.
  5. Guarda la mantequilla en 2 frascos de vidrio de 8 onzas con una tapa hermética. *Transfiere solo a un frasco si deseas agregar cacao a la otra mitad.

Sabor chocolate

  1. Añade 2 cucharadas de cacao en polvo a la mantequilla de avellana restante y procesa por 30 segundos.
  2. Guarda en un frasco de vidrio con una tapa hermética.

Deja reposar la mantequilla durante un día y posteriormente su sabor será perfecto. En clima fresco la mantequilla de nueces natural se puede almacenar a temperatura ambiente durante 4 semanas aproximadamente o entre 2 y 3 meses en el refrigerador.

Cualquier ingrediente adicional a la mantequilla puede afectar su vida útil. Si quieres agregar sabor, hazlo a pequeñas cantidades para evitar desperdicios.

Además de chocolate puedes usar extracto o polvo de vainilla.