Inflamación intestinal: 5 recomendaciones de Harvard para reemplazar comidas y combatir la hinchazón

Algunos cambios en tu dieta pueden ayudarte a combatir la inflamación; la inflamación crónica está asociada con múltiples problemas de salud, como artritis, enfermedades cardíacas e incluso el cáncer

Inflamación intestinal: 5 recomendaciones de Harvard para reemplazar comidas y combatir la hinchazón
Las frutas como las bayas son ricas en vitaminas y antioxidantes con efectos antiinflamatorios,
Foto: Lisa / Pexels

Si bien hablar de inflamación intestinal es algo común, la inflamación no solo afecta a los intestinos. La inflamación crónica puede afectar a todo el cuerpo, se ha relacionado con problemas de salud como artritis, enfermedades cardíacas, enfermedad de Alzheimer, depresión y cáncer.

“Los investigadores saben desde hace mucho tiempo que la inflamación crónica en el intestino está relacionada con el cáncer colorrectal. Sin embargo, todavía no saben exactamente por qué”, explica la Sociedad Americana Contra el Cáncer.

La inflamación es una parte normal de las defensas del cuerpo ante una lesión o infección, los Institutos Nacionales de Salud (NIH) señalan que de esta manera es beneficiosa. Pero la inflamación es dañina cuando ocurre en tejidos sanos o dura demasiado, lo que se conoce como inflamación crónica, puede persistir durante meses o años.

Los expertos en salud han encontrado que la dieta puede tener influencia sobre la inflamación. Seguir una alimentación en la que constantemente se consumen alimentos incorrectos puede acelerar el proceso de la enfermedad inflamatoria. Pero cuando se eligen en su lugar alimentos antiinflamatorios, puede disminuir la inflamación y riesgo de enfermedad.

Los NIH señalan que las dietas ricas en cereales refinados, alcohol y alimentos procesados ​​pueden alterar la microbiota intestinal y provocar cambios intestinales e inmunitarios. Las carnes rojas, alimentos fritos y las grasas saturadas como la margarina también se consideran alimentos inflamatorios.

5 intercambios de alimentos que Harvard recomienda para combatir la inflamación

1. En lugar de un pan simple con queso crema opta por pan tostado integral con con aceite de oliva.

pan integral
Foto: Lisa/Pexels

Los panes de harina refinada provocan inflamación. En cambio, los cereales integrales favorecen el crecimiento de bacterias saludables en la microbiota intestinal y ayudar a contrarrestar la inflamación. El aceite de oliva es una grasa antiinflamatoria que puede ayudar a reducir la presión arterial y mejorar los niveles de colesterol.

2. Opta por una taza de té verde en lugar de refresco carbonatado o bebidas azucaradas.

te verde
Foto: Pxhere

El té es rico en polifenoles con efectos antioxidantes que controlan los efectos dañinos de los radicales libres en el cuerpo. El té verde verde contiene sustancias llamadas catequinas, un flavanol que se cree que combate la inflamación.

3. En lugar de un panecillo disfruta de un puñado de nueces mixtas sin sal y una manzana.

nueces
Foto: Marta Branco/Pexels

Las nueces aportan grasas saludables, proteínas y fitoquímicos con efectos antioxidantes y antiinflamatorios.  Las frutas como las manzanas proporcionan fibra y también proporcionan fitoquímicos como quercetina, catequina, ácido clorogénico, antocianina.

4. Cambia el bistec y la papa al horno, en su lugar come salmón con brócoli.

Pescado

El salmón y las sardinas se encuentran entre las fuentes más ricas de omega-3, ácidos grasos saludables con propiedades antiinflamatorias que se han relacionado con una mejor salud del corazón. Mientras que el brócoli es un vegetal muy nutritivo, buena fuente de fibra, rico en vitaminas (C, E, K y ácido fólico) y también contiene fitoquímicos antioxidantes y antiinflamatorios.

5. Reemplaza el pastel y come una ensalada de frutas con varios tipos de bayas.

bayas
Foto: Daria Shevtsova en Pexels

Las bayas son ricas en vitaminas y sustancias químicas que pueden ayudar a prevenir la inflamación, particularmente antocianinas, flavonoides que han mostrado efectos beneficiosos para el cerebro y el corazón.

Además, el consumo de frutas puede contribuir a la longevidad y un menor riesgo de enfermedades como la diabetes.

Te puede interesar: