Beber té matcha diario puede ayudar a reducir la inflamación y el riesgo de muerte prematura

Aunque el té matcha tiene poderosos compuestos vegetales con propiedades antiinflamatorias y antioxidantes que pueden beneficiar tu salud y reducir el riesgo de muerte prematura

Beber té matcha diario puede ayudar a reducir la inflamación y el riesgo de muerte prematura
El matcha es un té verde en el que bebes las hojas en polvo de Camellia disueltas en agua.
Foto: Cherisha Norman / Pexels

El té matcha es una bebida japonesa antigua que puede ser más potente que el té verde. Ambas bebidas estan hechas con hojas de Camellia sinensis. Esta planta está llena de polifenoles con efectos antioxidantes y antiinflamatorios. Beber té verde se ha relacionado con niveles más bajos de inflamación, una mejor salud cardiovascular y un riesgo reducido de muerte prematura.

Para realizar el té matcha, las hojas finamente pulverizadas de Camellia se mezclan con agua caliente, mientras que para hacer el té verde tradicional las hojas se infunden en el agua caliente y luego se desechan. El matcha es un té verde en el que bebes las hojas.

Las plantas para el matcha se cubren de 20 a 30 días antes de la cosecha para evitar la luz solar directa. Esto aumenta su clorofila, el contenido de aminoácidos y la planta tiene un tono verde más oscuro.

Al igual que el té verde, el té matcha contiene cafeína y polifenoles pero en mayor cantidad. Los polifenoles se consideran componentes clave que hacen al té es una bebida saludable. El té verde es rico en catequinas, especialmente en galato de epigalocatequina-3 (EGCG).

Matcha para reducir la inflamación y el riesgo de muerte prematura

Los antioxidantes en los tés verdes japoneses tienen acciones moduladoras contra algunos de los biomarcadores de inflamación más significativos.

La dietista y nutricionista Anne Danahy explica a través de Healthline que los tés verde y matcha son fuentes del polifenol antiinflamatorio EGCG, que puede reducir la inflamación, los síntomas asociados con las enfermedades inflamatorias del intestino y otras afecciones crónicas provocadas por la inflamación.

La inflamación crónica se ha relacionado con problemas de salud como artritis, enfermedades cardíacas, enfermedad de Alzheimer, depresión y cáncer. Por ello los expertos en nutrición recomiendan reducir el consumo de alimentos que promueven la inflamación y en su lugar integrar alimentos antiinflamatorios a la dieta.

La Escuela de Salud Pública de Harvard comparte que “se ha demostrado que los polifenoles, los antioxidantes abundantes en el té, reducen el riesgo de muerte debido a enfermedades cardiovasculares, incluido el accidente cerebrovascular”.

Haravard refiere estudios en japoneses seguidos por 13 años en los que se encontró que aquellos que bebían 2-3 tazas de té verde al día tenían un 14% menos de riesgo de accidente cerebrovascular. Beber 4 o más tazas al día se asoció con un riesgo menor del 20%. Otros estudios también sugieren que beber al menos 3 tazas de té verde al día parece reducir el riesgo de accidente cerebrovascular en un 21%.

El té verde se asociado con un reducido el riesgo de muerte prematura en personas con diabetes. Un estudio publicado en 2020 por BMJ Open Diabetes Research & Caresugiere en los que se evaluó la dieta de  5000 personas en Japón señala que quienes bebían cuatro tazas de té  o dos tazas de café tenían un 40% menor riesgo de muerte prematura en comparación con quienes no beben té ni café.

Cómo preparar té matcha

Té matcha
Foto: Darina Belonogova/Pexels

Para preparar té matcha se mezcla una cucharadita de matcha en polvo con una  2 onzas (59 ml) de agua caliente (a menos de hervir), tradicionalmente se bate con un cepillo de bambú hasta que haga espuma. Para una versión más concentrada, puedes combinar 2 cucharaditas de matcha.

Te puede interesar: