Mujer casada pone su bebé en adopción, después de que donante de esperma mintiera sobre su origen étnico

Japonesa puso a su bebé no nacido en adopción, al enterarse de que el donante de esperma con quien tuvo relaciones sexuales 10 veces, le mintió sobre su origen chino y lo demandó por el equivalente a $2.86 millones de dólares

La mujer había tenido previamente un hijo con su esposo actual, pero decidió concebir con un donante cuando supo que su esposo padecía un trastorno hereditario.
La mujer había tenido previamente un hijo con su esposo actual, pero decidió concebir con un donante cuando supo que su esposo padecía un trastorno hereditario.
Foto: Rene Asmussen / Pexels

Una mujer japonesa está demandando al padre biológico de su segundo hijo por $330 millones de yenes ($2.86 millones de dólares), después de enterarse de que había mentido sobre su identidad.

La residente de Tokio, quien tiene unos 30 años, pensó que había encontrado a un hombre japonés exitoso con educación en la Universidad de Kyoto y tuvo relaciones sexuales con él 10 veces en un esfuerzo por quedar embarazada, según los medios japoneses.

La mujer había tenido previamente un hijo con su esposo actual, pero decidió concebir con un donante cuando supo que su esposo padecía un trastorno hereditario que podría transmitirse a su descendencia.

Buscó la ayuda de las redes sociales para encontrar al candidato perfecto.

Sus esfuerzos dieron frutos en julio de 2019.

Pero, poco después de quedar embarazada del donante, la mujer, quien permanece en el anonimato según los informes locales, se enteró de que el padre biológico de su hijo por nacer es, de hecho, un hombre chino casado que no asistió a la prestigiosa universidad de investigación.

La mujer decidió dar en adopción a su bebé, porque ya era demasiado tarde para abortar el embarazo.

Ahora está demandando por fraude al padre biológico de su hijo, citando “angustia emocional” causada por sus mentiras.

La industria de donación de esperma de Japón no está regulada en gran medida, según una investigación de Vice News.

La inseminación artificial comercial es escasa y se limita solo a parejas heterosexuales casadas.

La situación ha llevado a muchos padres a buscar alternativas en línea y bajo sus propios medios.

“En Japón no existe un sistema público o un sistema legal para la donación de esperma”, dijo el abogado de la mujer, durante una conferencia de prensa este martes.

Su cliente ha transmitido que la terrible experiencia la ha afectado física y emocionalmente, debido en parte a la reacción violenta provocada por su decisión de entregar a la niña.

Pero Mizuho Sasaki, una trabajadora de bienestar infantil en Japón, llamó a la mujer “superficial”, en una declaración a Vice, por “tratar a la niña como un objeto”.

Sasaki agregó: “Pero creo que es mejor dejar al niño con alguien que pueda ser un buen padre adoptivo”.

Leer más
* Se cumple el milagro de Navidad: una mujer adoptada se reúne por primera vez con su familia biológica en Miami
* Le regaló un test de ADN a su novia por Navidad, destapó sin quererlo un gran secreto familiar
* Pareja de lesbianas acudió a banco de esperma para tener un hijo; no sabían en lo que se estaban metiendo