NHTSA investiga concesionario Ford por presunta venta de autos que debieron ser retirados del mercado

La NHTSA está investigando si un concesionario Ford rompió las reglas al permitir que un auto que no estaba en condiciones fuese vendido

La compañía automotriz anunció una inversión de $3,700 millones de dólares para la remodelación de fábricas. También agregará más de 6,000 empleados para cumplir con la demanda.
La compañía automotriz anunció una inversión de $3,700 millones de dólares para la remodelación de fábricas. También agregará más de 6,000 empleados para cumplir con la demanda.
Foto: Shutterstock

Estados Unidos ha abierto una investigación a un concesionario Ford por presuntamente haber vendido vehículos nuevos que tenían orden de retiro, algo que sin duda representa grave delito por poner en riesgo la seguridad de sus compradores.

Los reguladores de la seguridad automotriz en EE.UU., la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA), obtuvo información que indicaba que el concesionario Healey Brothers Ford en Beacon, Nueva York, había negociado un auto nuevo a un comprador sin realizar las reparaciones de retiro requeridas. Esto se conoció por un documento publicado el martes.

Ford llama a revisión 737 mil autos para reparar fugas de aceite y frenos de remolque
El retiro por fuga de aceite incluye el SUV Ford Escape de 2020 a 2022.

El automóvil en cuestión es el crossover compacto Ford Escape 2021, que en su momento fue retirado del mercado en agosto del año pasado debido a que los módulos de suministro de gasolina se filtraron en el tanque gasolina, lo que provocaba que el motor dejara de funcionar.

El retiro afectó en su momento a unos 14,000 automóviles Escape, el Lincoln Corsair modelo 2021 y al crossover Bronco Sport 2021 y 2022.

Esta fue la notificación de Ford el pasado 11 de agosto de 2021:

Ford está al tanto de la investigación de auditoría de la NHTSA y está cooperando como siempre lo hacemos. Mientras que los vendedores de Ford son de propiedad independiente, Ford comunica todos los datos del retiro a los vendedores y prospectos en un método oportuno según lo exige la NHTSA

Karl Henkel, portavoz de Ford

vFord retiró más de 250,000 SUV por un defecto que las puede hacer rodar aún estando estacionadas
Ford no ha informado sobre accidentes o personas con lesiones por este desperfecto.

La compañía expresó a través de un documento que está investigando si el concesionario había cumplido o no con la Ley Nacional de Seguridad de Automóviles y Visitantes, que exige claramente que los fabricantes avisen a sus vendedores sobre defectos relacionados con la seguridad de los autos.

Los vendedores no deben bajo ninguna circunstancia ofrecer un auto nuevo que esté sujeto a un retiro del mercado hasta que se haya reparado, indicó la NHTSA.

Los recordatorios de seguridad se emiten porque un productor reconoce que hay un defecto de seguridad que representaría un peligro para los conductores, pasajeros y otras personas en la vía.

***************

También te puede interesar:

Compañía de automóviles BYD anuncia que suministrará baterías Tesla y sus acciones se disparan

Apple presentó actualización de CarPlay: profundiza la integración de su software en el tablero de los autos

EE.UU. pide investigar presuntos abusos laborales en planta de Stellantis en México

Un vistazo al potente Nissan Z 2023 de séptima generación

Ford y BMW respaldan la creación de una nueva batería para autos eléctricos con más alcance y carga más rápida