Washington D.C. contará con una oficina para inmigrantes transportados en autobús desde Texas y Arizona

El Consejo de Washington D.C. dio luz verde a un proyecto de ley que creará una agencia dedicada a dar la bienvenida a miles de migrantes que han llegado a la ciudad; organizaciones en defensa de los derechos humanos han criticado la ley

Lejos de proponer una solución a la crisis migratoria,  congresistas criticaron las acciones de Greg Abbott.
Lejos de proponer una solución a la crisis migratoria, congresistas criticaron las acciones de Greg Abbott.
Foto: Brandon Bell / Getty Images

Washington D.C. aprobó un proyecto de ley para creará una oficina dedicada a dar la bienvenida a miles de inmigrantes que han llegado desde Texas y Arizona en autobús hasta la capital de los Estados Unidos.

La idea de la oficina es proveer de ropa, albergue, atención médica urgente e incluso ayudas económicas a los miles de inmigrantes que han llegado de ambos estados sureños.

“D.C. no es una ciudad fronteriza, pero no nos quedaremos de brazos cruzados y dejaremos pasar las acciones de quienes quieren crear inestabilidad para las personas que buscan una mejor vida”, dijo la alcaldesa, Muriel Bowser, a través de un comunicado de prensa.

La ciudad destinará para este proyecto $10 millones y buscará un reembolso por parte del gobierno federal de los fondos que se destinen para esta nueva oficina, aseguró Bowser.

Pese a que el proyecto nace con una buena intención, organizaciones en defensa de los derechos
humanos han criticado la ley al asegurar que los inmigrantes se verán limitados a acceder a todos los servicios disponibles para las personas inscrita como residentes en la ciudad.

“La ley erosiona el derecho a un refugio de los migrantes que viven en el distrito justo a las puertas de la temporada de hipotermia, arriesgando la salud y las vidas de miles de personas sin techo”, escribieron más de 36 organizaciones en una carta previa a la votación de la ley.

En el mismo comunicado, Bowser indicó que dicha ley nace después de que el gobernador de Texas, Greg Abbott, empezó a enviar a decenas de inmigrantes a diferentes ciudades, entre ellas Washington D.C. en respuesta a la decisión de la Administración de Biden de mantener la frontera abierta.

La ley no solo nace como respuesta a Abbott, sino al gobernador de Arizona, Doug Ducey, quien también ha enviado varios autobuses hasta la capital de Estados Unidos.

Te puede interesar:
EE.UU. supera por primera vez los 2 millones de migrantes detenidos durante el año fiscal 2022
Greg Abbott envía otros 50 inmigrantes de Texas a la residencia de Kamala Harris