Petatlán, la región mexicana que se quedó sin doctores y enfermeras por la inseguridad

La zona de la Montaña de Guerrero es uno de los puntos más conflictivos de México por la presencia de varios cárteles, lo que ha ocasionado el abandono de hospitales

Algunas clínicas y consultorios ahora sirven como bodegas de medicinas caducadas e instrumentos inservibles.
Algunas clínicas y consultorios ahora sirven como bodegas de medicinas caducadas e instrumentos inservibles.
Foto: Alfredo Estrella / AFP / Getty Images

El control que ejercen los grupos del crimen organizado en México es tal, que incluso han ocasionado en algunas regiones la desaparición de varios sectores, entre ellos el del comercio y la salud.

Así ocurrió en el municipio de Petatlán, Guerrero, en donde ya no hay ningún doctor o enfermera que atienda a sus habitantes, pues la última de ellas, que laboraba en la comunidad de El Mameycito, abandonó su trabajo en 2019 y ya no volvió a la clínica en donde atendía.

Desde entonces, el inmueble no se ha vuelto a utilizar y únicamente sirve como bodega de medicinas caducadas e instrumentos inservibles, según reveló en entrevista con el diario Milenio Celerino Masiel, comisario Ejidal de El Mameycito, ubicado en Petatlán.

“No sabemos el motivo. Simplemente decía ella que ‘por inseguridad’, nunca nos atrevimos a preguntar inseguridad de qué”, señaló el entrevistado al referirse a la partida de la única enfermera que les quedaba.

Al igual que en esa comunidad, hay otras localidades de Petatlán como El Camalote, Las Mesas, Murga, El Parotal y Parazalseco, en donde no existe personal de salud pese a contar con instalaciones.

Es por ello que, ante una emergencia, sus habitantes deben recorrer tres horas en cuatrimoto para llegar al Hospital General más cercano, o bien, recibir atención, en caso de heridas leves, por parte del personal militar que resguarda la zona.

“Ahí están unos militares, la verdad nos han apoyado, si uno va herido del pie, del dedo, cualquier herida, cortada o algo, picadura de alacrán… nos han apoyado con inyección, nos dan para el dolor”, agregó el comisario.

Por su parte, Jacinto Salas, un poblador de Petatlán, señaló al sitio 14ymedio: “Hay gente armada que llega de la montaña. Los doctores se fueron por ese miedo. No hay farmacias, lo único que tenemos es la tienda, que vende pastillas para el dolor”.

La región conocida como la Montaña de Guerrero, es uno de los puntos más conflictivos de México, no solo por ser la zona más pobre, sino por la presencia de varios cárteles que se disputan el trasiego de droga, algo que la convierte en un foco permanente de inseguridad.

De acuerdo con información del Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan, en esa zona se tiene el registro de la presencia de cinco organizaciones criminales: el Cartel Jalisco Nueva Generación, Los Espinos, Los Granados, Guardia Guerrerense, y Los Rusos.

También te puede interesar:
El Cártel Jalisco Nueva Generación invadió un poblado michoacano y desterró a 600 familias.
Luvianos, el municipio donde el narco controla todo, desde los precios del pollo hasta las fiestas patronales.