Uno de cada cuatro estadounidenses en riesgo por ola de calor que azota al sur del país

Las temperaturas se van a acercar a máximos de entre 100 y 110 grados Fahrenheit (entre 37,7 y los 43,3 grados Celsius) en el interior de California, y de hasta 115 grados Fahrenheit (46,1 grados Celsius) en el desierto del sur de ese Estado, así como en el sur de Nevada y de Arizona

Uno de cada cuatro estadounidenses en riesgo por ola de calor que azota al sur del país

80 millones de estadounidenses estaban este domingo bajo alerta por el calor.  Crédito: David Becker | Getty Images

La ola de calor que azota el sur de Estados Unidos mantiene bajo alerta a uno de cada cuatro ciudadanos en el país, mientras que en el noreste cerca de 40 millones se enfrentan a un riesgo moderado de fuertes lluvias e incluso inundaciones.

Desde el sur de Florida, en la costa este, hasta la del suroeste, 80 millones de estadounidenses estaban este domingo bajo alerta por el calor. El Servicio Nacional de Meteorología (NWS, por sus siglas en inglés) advierte que la situación de bochorno se va a prolongar a lo largo de la semana.

Las temperaturas se van a acercar a máximos de entre 100 y 110 grados Fahrenheit (entre 37,7 y los 43,3 grados Celsius) en el interior de California, y de hasta 115 grados Fahrenheit (46,1 grados Celsius) en el desierto del sur de ese Estado, así como en el sur de Nevada y de Arizona.

La web Heat.gov, lanzada por la Administración del presidente, Joe Biden, para informar a la población sobre los riesgos asociados al calor extremo, había previsto ya el viernes que esa ola de altas temperaturas iba a ser “extremadamente peligrosa” en el suroeste el fin de semana y se iba a expandir hacia el este después.

Uno de cada cuatro estadounidenses en riesgo por ola de calor que azota al sur del país
La ola de calor en el sur del país se va a extender toda la semana (Photo by ROBYN BECK/AFP via Getty Images)

“Tómenselo en serio y eviten pasar tiempo al aire libre”, apuntaba esa página, que recuerda que en los últimos 30 días 98,9 millones de estadounidenses han estado sometidos a una alerta de calor.

En Phoenix, capital de Arizona, el servicio meteorológico local recordó que aunque el calor extremo afecta a toda la población, los más vulnerables son los niños y los mayores, las personas con enfermedades crónicas y las embarazadas.

En condados como el de Miami-Dade, en el sur de Florida, la advertencia de “calor excesivo” se desencadenó tras la previsión de que se alcancen los 112 grados Fahrenheit (44,4 Celsius). De acuerdo a los meteorólogos locales, es la primera vez que se emite allí una advertencia de este tipo.

En Las Vegas se insistió además en que la situación no es normal: “No es el típico calor del desierto debido a su larga duración, temperaturas diurnas extremas y noches cálidas. Todos deben tomarse en serio este calor, incluidos quienes viven en el desierto”, sostuvo su servicio meteorológico esta pasada semana.

El calor, según el NWS, es la principal causa de muertes y lesiones relacionadas con el clima en Estados Unidos. En 2022 provocó 148 fallecimientos, por debajo de la media de 153 anuales registrada desde 2013.

Uno de cada cuatro estadounidenses en riesgo por ola de calor que azota al sur del país
En 2022 el calor provocó 148 fallecimientos (Photo by Spencer Platt/Getty Images)

Pero las altas temperaturas no son el único fenómeno extremo que atraviesa el país estos días. En el noreste, según el NWS, el riesgo moderado de lluvias abundantes afecta este domingo a unos 40 millones de personas, con el potencial de que haya inundaciones.

“Hay también un riesgo marginal en Florida, el centro de la costa del Golfo e incluso el sur de Arizona”, añadió en su página web, mientras que ciertas partes de Connecticut, Maine, Massachusetts, Nuevo Hampshire, Nueva York y Rhode Island, en el noreste, están hasta las 15.00 (19.00 GMT) de hoy bajo alerta de tornado.

Las tormentas eléctricas y las fuertes lluvias azotaron el noreste durante el fin de semana, y se espera que las lluvias más intensas apunten a Nueva York, Nueva Jersey, Pensilvania, Delaware y Maryland.

El sistema de tormentas también trajo fuertes lluvias a otras partes del Atlántico Medio, incluidas Virginia y Virginia Occidental, según el Servicio Meteorológico Nacional.

El sábado una región del sureste de Pensilvania se vio afectada por fuertes inundaciones repentinas, lo que hasta el momento ha dejado al menos cuatro muertos y otras tres, incluyendo a dos niños, desaparecidos.

Además, más de 1,000 vuelos hacia y desde el noreste han sido cancelados debido a que las tormentas que continúan azotando la región durante este fin de semana.

De acuerdo con el rastreador en línea FlightAwaremás de 1,310 vuelos hacia y desde los EE. UU. fueron cancelados hasta el domingo por la tarde. Más de 350 de ellos llegan o salen del Aeropuerto Internacional Newark Liberty.

El clima severo provocó paradas en tierra en los aeropuertos John F. Kennedy y LaGuardia en Nueva York y el aeropuerto de Newark en Nueva Jersey, según la Administración Federal de Aviación.

Este sábado, la Unión de Científicos Conscientes (UCS, por sus siglas en inglés) había calculado que 143 millones de los cerca de 332 millones de habitantes de EE.UU. están bajo una alerta de clima extremo. Su herramienta cuenta a los afectados por incendios forestales, inundaciones, tormentas tropicales o máximo calor.

Con información de EFE

Sigue leyendo:
· La ola de calor en Estados Unidos subirá las temperaturas de hasta 130 grados F
· Al menos cuatro muertos y tres desaparecidos por inundaciones repentinas en Pensilvania
· Más de 1,000 vuelos cancelados por tormentas severas que apuntan al noreste de EE. UU.

En esta nota

Clima extremo ola de calor

Suscribite al boletín de Noticias

Recibe gratis las noticias más importantes diariamente en tu email

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y Google Política de privacidad y Se aplican las Condiciones de servicio.

¡Muchas gracias!

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain