Barcelona contra sus fantasmas

Los 'culés', ante el Osasuna, quieren despejar las dudas

BARCELONA, España (EFE).- Barcelona jugará hoy en el Camp Nou ante Osasuna, rival al que pretende derrotar para frenar cualquier tipo de duda que ha brotado en algún sector de la entidad catalana tras dos empates consecutivos.

El 2-2 en San Sebastián, después de dominar 0-2, y una nueva igualada con los mimos guarismos ante el Milán en la Liga de Campeones, tras tomar una ventaja por 2-1, han despertado algún fantasma en el Barsa, donde a pesar de años de esplendor el club azulgrana, sigue sin quedar exento de los miedos de tiempos lejanos.

El técnico Josep Guardiola y el grueso del vestuario del equipo catalán, han salido al paso para advertir que los dos empates se asimilan de forma natural, sin ningún trauma.

Después del arranque contundente contra el Villarreal en el Camp Nou (5-0), los dos empates seguidos han caído como dos jarros de agua, al achacarse los tropiezos a la falta de tensión en el campo después de dominar ampliamente a los rivales.

Contra Osasuna, equipo que ha arrancado dos victorias y dos empates en las 10 últimas visitas al Camp Nou, Guardiola seguirá sin contar con el lesionado Gerard Piqué en defensa, aunque contra el Milan ya pudo utilizar unos minutos al capitán Carles Puyol.

Otra baja notable para el partido de hoy será, además de Alexis Sánchez (que se lesionó en San Sebastián), la de Andrés Iniesta, lesionado en el partido contra el Milán.

El fichaje de Cesc Fábregas y la buena puesta a punto del joven Thiago Alcántara ayudarán a Guardiola a encontrar el mejor recambio del manchego, quien se hallaba en un excelente estado de forma.

Osasuna viaja al Camp Nou decidido a puntuar a pesar de admitir la dificultad de sorprender al cuadro azulgrana y de las cinco bajas en el equipo de José Luis Mendilibar.

El conjunto pamplonés aún no pierde en la presente Liga tras empatar en el Calderón y ganar el pasado domingo al Sporting en Pamplona, lo que ha situado a Osasuna con 4 puntos en su mejor arranque en siete años.