Congelan corte de Medi-Cal

Jueza emite órden temporal sobre demanda en contra de AB97
Congelan corte de Medi-Cal
Jerry Shapiro, de Uptown Drugs, dice que AB97 le obligaría a devolver 500 mil dólares al estado y lo 'llevaría a la quiebra'.
Foto: Ciro Cesar / La Opinión

Una jueza federal en Los Ángeles emitió ayer una orden de restricción temporal que bloquea una reducción de 10 porciento a los pagos del programa federal Medicaid en California, ordenado por una ley firmada por el gobernador Jerry Brown en marzo y aprobada posteriormente por la administración Obama.

La jueza Christina Snyder, del Tribunal de Distrito de los EEUU, emitió la orden en respuesta a una demanda interpuesta el 21 de noviembre por una coalición de proveedores de servicios de salud en contra de los directores del Departamento de Servicios de Cuidado de Salud de California (DHCS) y el Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos.

La ley AB97 autorizada por Brown en marzo busca reducir el reembolso de pago a proveedores médicos por el programa Medicad de California, mejor conocido como Medi-Cal, de forma retroactiva al 1 de junio. La AB 97 formó parte de un paquete de leyes firmado por el gobernador para reducir el déficit fiscal de Calfiornia de mas de 26,000 millones de dólares.

Los demandantes – la California Medical Association, la Calfornia Dental Association, California Pharmacists Association y la National Association of Chain Drug Stores- alegan que el recorte en la cantidad de reembolso de Medi-Cal afectará negativamente la calidad de servicios médicos que reciban los adultos del estado.

Jerry Shapiro, farmaceuta de 63 años y dueño de la farmacia Uptown Drugs del centro de Los Ángeles, dijo que de proseguir la nueva ley tendría que devolverle al estado unos 500 mil dólares. “Yo no tengo ese dinero”, aseguró Shapiro. “Eso me llevaría a la quiebra”.

Gary Ellis, director de Managed Pharmacies Inc., dijo que de seguir adelante la ley, en un lapso de no más de ocho meses se verán los efectos en el cierre de un 30 a un 40% de las farmacias locales, que no podrán continuar con deudas como la que indicó Shapiro.

Ellis añadió que no solo las farmacias pequeñas sufrirán con esto, pues “si las farmacias independientes tendrían que pagar cientos de miles de dólares, las grandes cadenas de farmacias deberán pagar miles de millones de dólares” dijo el director.

Pero Norman Williams, vocero del DHCS, explicó a La Opinión que las propuestas reducciones de tarifas se basan en análisis exhaustivos realizados por su agencia, que demuestran que el estado puede implementar las reducciones preservando acceso suficiente a los beneficiarios.

El vocero aseguró que, en caso de que este sistema muestre que el acceso a servicios de salud de Medicaid y Medicare ha sido impactado de manera inaceptable por las reducciones, “el estado procederá ya sea a reducir o eliminar las reducciones de forma inmediata”, afirmó.

La corte tendrá de nuevo una audiencia dentro de tres o cuatro días para determina el siguiente paso en el proceso de la demanda.