1,700 enfermeros de Long Beach en paro

Protestan por falta de contrato con LBM; hospital dice que negocia

Unos 6,000 enfermeros de California, incluyendo casi 2,000 del área de Long Beach, dejaran de laborar hoy a manera de protesta. Los miembros de la Asociación de Enfermeros de California (CNA) alegan que, por no tener un contrato están viendo cómo peligran sus derechos básicos, según la portavoz del sindicato María Elena Caro.

“No tenemos quien nos cubra para tomar nuestros alimentos, he pasado hasta ocho horas sin ir al baño, el equipo de enfermeros para levantar pacientes inmóviles es insuficiente y nos quieren disminuír los beneficios de salud”, declaró Caro, empleada del Long Beach Memorial Medical Center (LBM).

Caro manifestó que con el paro de 24 horas los enfermeros buscan ejercer presión en las instituciones médicas para que se sienten a la mesa de negociación. Quieren que sus reclamos se incluyan en la renovación de contrato, que venció el pasado 30 de septiembre.

Wendy Dow, vocera de LBM, dijo en un comunicado que desde el vencimiento del contrato se han efectuado 16 negociaciones con el sindicato, en las cuales se estipulan incrementos anuales garantizados, sueldos por encima del promedio, prestaciones más que las de ley y contribuciones menores al promedio nacional.

En el comunicado, la vicepresidenta de recursos humanos de LBM, Myra Gregorian, sostuvo estar “extremadamente decepcionada de que el sindicato haya tomado esa ruta dañina, en lugar de presentar una respuesta a la oferta del hospital”.

Gregorian indicó además que se espera poder negociar con el sindicato y continuar con los 100 años de tradición de cuidado de salud en LBM.

Tan solo en Long Beach se espera que unos 1,700 enfermeros no laboren y estén en la manifestación en las afueras del hospital.

Caro indicó que desde ayer habían guardias de seguridad resguardando el hospital y que no se sabía a ciencia cierta si habría personal de enfermería suficiente para suplir a los ausentes.

La gran mayoría de enfermeros harán su protesta hoy en contra de nueve hospitales del área de la bahía de San Francisco, todos partes del grupo Sutter Health.