Despidos masivos están ‘bajo control’

A pesar de avances en el terreno laboral, los despidos masivos continúan en el país, como muestra el reporte del Departamento del Trabajo con casi 130,000 personas afectadas en noviembre
Despidos masivos están ‘bajo control’
Según las autoridades laborales, la lenta recuperación económica ha minimizado los avances en la salvación de empleos.
Foto: Ciro Cesar / La Opinión

WASHINGTON, D.C.- Los despidos masivos en Estados Unidos han llegado a niveles pre-recesión, según lo muestran las nuevas estadísticas presentadas ayer por el Departamento del Trabajo (DOL). En noviembre, 129,887 personas fueron afectadas por este problema. La zona más impactada continúa siendo California con 4,919 casos.

El mes pasado, 1,331 empleadores tomaron la devastadora decisión de despedir a más de 50 mil trabajadores, un índice que se registra a través de las nuevas solicitudes que las personas realizan para recibir beneficios del seguro de desempleo.

Aunque las estadísticas actuales, combinadas con una tasa de desocupación de 8.6% no son muy alentadores, si se analizan las cifras a nivel histórico, existe motivo de esperanza.

Antes de que la recesión golpeara al país, en noviembre de 2006 la cifra de desempleos masivos llegaba a 133,803. En plena crisis, el índice llegó a 228,107 personas en 2008.

Desde entonces ha ido bajando paulatinamente año a año, con algunas excepciones en ciertos meses, asociadas con ciclos regulares en empleos. En noviembre de 2009 el número llegó a más de 154 mil y un año después se registraron 148,800 individuos afectados por despidos masivos.

“En este punto, no estamos viendo incrementos considerables. Existen variaciones mes a mes, por supuesto. El problema no es ese, son las contrataciones”, aseguró Heidi Shierholz, analista del Instituto de Política Económica.

“Para los trabajadores que son despedidos es una pesadilla. Actualmente es muy difícil encontrar empleo nuevamente. Entonces a pesar de que los negocios no están dejando a ir gente de manera desproporcionada, tampoco tienen la confianza necesaria para expandirse y contratar más”, explicó.

Diversos representantes del gobierno, entre ellos la secretaria de DOL, Hilda Solís, han reconocido que el panorama económico deja mucho qué desear; sin embargo, insisten en que hay avances y se están dando a paso seguro.

“Estamos en un momento crucial para nuestra economía. Aunque queda mucho camino por delante, estamos en la dirección correcta. Durante los últimos seis meses se han creado un promedio de 100 mil empleos de manera continuada”, aseguró Solís esta semana.

Para California, la situación de despidos masivos es particularmente complicada. El estado continúa siendo el líder en esta área, seguido por Texas y Pennsylvania.

Expertas como Shierholz relacionan esta realidad con varios factores. “No es sorprendente. Esta zona ha sido muy golpeada por la crisis inmobiliaria y el descenso en el rubro de manufactura. Además, el estado tiene una crisis fiscal importante”, dijo.

Uno de los sectores que registró una mayor cantidad de despidos masivos fue el de la manufactura, con 322 casos en noviembre de este año, que resultaron en la salida de 36,343 trabajadores, es decir un 25% del total.

Alrededor de la web