Grandes que son chiquitos

Chivas y Pumas viven un infierno en Clausura 2012

MÉXICO, D.F. (EFE).- Las Chivas, últimas en México y en competencia en la Copa Libertadores, y los Pumas, decimoquintos del Torneo Clausura 2012 y en vigencia en la Concachampions, viven hoy infiernos paralelos por sus pobres resultados.

Con un punto de 18 posibles, producto de cinco derrotas y un empate, dos goles a favor y 10 en contra, el Rebaño Sagrado sufre la peor crisis de resultados en su historia en la Primera División, en la que juega desde 1943.

Los rojiblancos viven un contraste, ya que en el pasado Apertura 2011 fueron líderes generales.

En la Libertadores, de la que fueron finalistas en el 2010, las Chivas apenas pudieron rescatar un empate en casa la semana pasada en su primer partido ante el Deportivo Quito ecuatoriano.

Además, en el campeonato local cambiaron de técnico en la tercera jornada después de la renuncia de Fernando Quirarte, y llegó al relevo Ignacio Ambriz, quien no ha logrado despertar en los futbolistas de su plantel lo que él llama la “alegría por jugar”.

El Guadalajara, próximo a cumplir 106 años de su fundación, es el que más títulos ha ganado en el balompié mexicano, con 11, seguido por América y Toluca con 10, y Cruz Azul, con ocho.

Para los Pumas las cosas son sólo un poco diferentes. Con tres reveses en seis partidos, dos empates y un triunfo para cinco unidades, el equipo, campeón en el Clausura 2011, se ve desorientado y sin un líder en la cancha.

Los felinos son uno de los cuatros equipos mexicanos que jugarán los cuartos de final de la Liga de Campeones de la Concacaf con Morelia, Santos y Monterrey.

Su serie la jugarán ante el Isidro Metapán salvadoreño desde el 8 de marzo.

Los universitarios ya no cuentan con el retirado Juan Francisco Palencia, quien era el referente del equipo en los últimos torneos.

También sufren por la poca experiencia de sus novatos y el liderazgo no ejercido de sus veteranos, entre ellos el paraguayo Darío Verón y el argentino Martín Bravo.

El equipo dirigido por Guillermo Vázquez pasa por su peor inicio de temporada desde el Apertura 2009, en el que en seis fechas sumaron tres puntos de 18 posibles, y en el actual Clausura 2012 suman cinco unidades y no ganan desde la segunda jornada, en la que vencieron 3-0 a Morelia.

“Ha sido el peor juego que he visto desde que estoy dirigiendo en los Pumas”, reconoció Vázquez tras la derrota de su equipo por 0-2 con el Puebla apenas el domingo pasado.

?>