‘FMLN no perdió’, Funes

Según Mauricio Funes, su partido obtuvo un 'resultado aceptable'
‘FMLN no perdió’, Funes
Mauricio Funes (FMLN), actual presidente de el Salvador.
Foto: EFE

SAN SALVADOR (EFE).— El presidente salvadoreño, Mauricio Funes, afirmó ayer que el gobernante Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) obtuvo un “resultado aceptable” en las elecciones legislativas y municipales del pasado día 11, pero no fue derrotado.

“¿Y quién dice que el FMLN ha resultado derrotado?”, respondió Funes cuando se le preguntó sobre el resultado electoral, en su primera rueda de prensa desde el día de los comicios.

El mandatario también rechazó que su Gobierno tenga alguna responsabilidad en el resultado de los comicios, en los que ganó la opositora Alianza Republicana Nacionalista (ARENA)., según los resultados preliminares del Tribunal Supremo Electoral (TSE).

“¿Y quién dice, asumiendo de que ha habido una derrota, que el Gobierno es el responsable de esta derrota?”, insistió.

Funes, el primer presidente de izquierda de El Salvador tras ganar las elecciones de 2009 con el FMLN, sostuvo que en los pasados comicios no se estaba eligiendo nuevo gobernante, sino diputados y alcaldes, ni se evaluaban las políticas de su Administración.

“En mi opinión el FMLN ha tenido un resultado aceptable” en 2012 en relación a 2009, cuando ganó 35 diputados, apuntó.

Funes insistió en que “el hecho de que [el FMLN] no haya logrado cuatro diputados más”, respecto a 2009, “no significa que ha resultado derrotado”, porque “la efectividad de la actuación de los diputados se construye con las mayorías”, que pueden lograrse con alianzas.

Según el TSE, que no ha brindado los datos definitivos, ninguno de los partidos mayoritarios controlará la Asamblea Legislativa, de 84 escaños, pues ARENA obtuvo 34 diputados, el FMLN 31 y los otros siete colectivos minoritarios se repartieron los 19 restantes.

ARENA también ganó 116 de las 262 alcaldías del país, el FMLN 85 por sí solo y otras nueve en coaliciones con partidos minoritarios, que obtuvieron las 52 restantes por su cuenta.

Funes argumentó que no se trataba de elecciones generales, pues en estas “la elección presidencial arrastra votos para las diputaciones y las alcaldías”, como sucedió en 2009.

El presidente salvadoreño rechazó señalamientos de dirigentes del FMLN, ARENA y de otros partidos y organizaciones sociales en el sentido de que su Gobierno tiene parte de responsabilidad en el resultado adverso para los oficialistas.

“No le trasladen esa supuesta sensación de derrota al Ejecutivo porque no es el Ejecutivo el que estaba siendo sometido a votación y a evaluación”, sino las gestiones municipales y legislativas, dijo.

Enfatizó que el FMLN ganó por amplia mayoría varias alcaldías importantes, que tienen clase media fuerte, a pesar de que se señala que esta fue afectada por políticas de su Gobierno.

Funes dijo que no dará “un golpe de timón” en su mandato, que termina en 2014, sino que va a “profundizar las políticas sociales” y emprenderá otras para atraer las inversiones y mejorar la economía del país.