Tampa se autoproclama la cuna del verdadero sandwich cubano

De esta forma pretende quitarle el puesto a Miami, ciudad que se atribuye la creación de esta popular emparedado
Tampa se autoproclama la cuna  del verdadero sandwich cubano
“El original sandwich mixto llegó a Tampa con los fabricantes de puros en la década de 1890. Influenciado por la diversidad de la comunidad inmigrante de Tampa ...”, explica un informe presentado hoy en el Ayuntamiento de esa ciudad.
Foto: Archivo / AP

Miami -Aunque en Miami siempre se ha creído que aquí nació el sandwich cubano, la ciudad de Tampa, un poco más al norte de Florida, defiende enérgicamente que fue allí donde se creó esta popular derivación del sandwich mixto, que incluye además cerdo asado y pepinillos en vinagre.

Para tratar de zanjar la polémica que enfrenta a ambas ciudades de Florida (EEUU), Tampa se autoproclamó hoy ciudad origen del verdadero sandwich cubano y designó este recurrente plato como su sandwich oficial.

Además estableció cuál es la genuina receta, en la que no debe faltar el salami, un ingrediente desconocido sin embargo en Miami, cuna del exilio cubano.

“El original sandwich mixto llegó a Tampa con los fabricantes de puros en la década de 1890. Influenciado por la diversidad de la comunidad inmigrante de Tampa (cubanos, alemanes, italianos y españoles) pronto se transformó en lo que hoy conocemos como sandwich cubano”, explica un informe presentado hoy en el Ayuntamiento de esa ciudad.

Allí el concejal Martin Shelby defendió ese informe, elaborado por un comité de expertos creado ex profeso y en el que se afirma que “fue bautizado como ‘sandwich cubano’ porque sus principales consumidores eran los fabricantes de puros, casi todos cubanos, que lo compraban para comérselo durante la pausa en el trabajo”.

“Así que el sandwich recibió ese nombre no por la isla de Cuba, sino en reconocimiento de los trabajadores de puros cubanos que hicieron de Tampa su casa”, explican los expertos.

La mayor diferencia entre el sandwich cubano de Tampa y el de Miami es que, en general, el primero lleva salami y se sirve frío.

“Simplemente no puedo imaginar el sandwich cubano con salami. El salami es para las pizzas”, dijo esta semana a una emisora local el alcalde de Miami, Tomás Regalado, al conocer las intenciones de Tampa. El político de origen cubano defiende que el reñido alimento “vino directo de Cuba”.

Sin embargo, los estudiosos de la materia aseguran que el sandwich cubano nació en Ybor City, un histórico vecindario de Tampa fundado a finales del siglo XIX por el español Vicente Martínez Ybor en el que convivían italianos (quienes aportaron lo del salami), cubanos (el cerdo) y españoles (el jamón), todos ellos empleados en fábricas de puros.

Además, argumentan que el sandwich existe en Tampa hace más de un siglo, cuando Miami ni siquiera había sido fundada. Los cubanos empezaron a llegar a esta última en los sesenta, tras la llegada de Fidel Castro al poder.

“El histórico sandwich cubano se vendía originalmente ‘para llevar’ y ser consumido más tarde, así que tampoco se servía caliente”, añaden los expertos.

Ante estos argumentos, se ha acordado que el desde hoy “Histórico Sandwich Cubano de Tampa” debe llevar primero rodajas de jamón dulce, encima cerdo marinado en ajo y mojo al estilo cubano, y luego salami Genoa secado de forma natural.

Por último se debe añadir queso suizo en rodajas y pepinillos en vinagre al eneldo. El sandwich se ha de sellar con pan untado de mostaza amarilla.

La comisión encargada de establecer de una vez por todas estas directrices también detalla que el pan debe ser pan cubano (blando, mezcla de baguette y de molde, sin conservantes y vendido en bolsas de papel) y ha de ir cortado en rebanadas de entre veinte y veinticinco centímetros.

“Para que sea un ‘Histórico Sandwich Cubano de Tampa’ no se puede incluir ningún otro ingrediente y no será calentado ni presionado”, añade la resolución aprobada.

“Todo el mundo sabe ya que Tampa es la cuna del sandwich cubano, lo que pasa es que la gente de Miami es un poco más lenta a la hora de entender”, resume el alcalde de Tampa, Bob Buckhorn.