Obama celebra decisión de la Corte Suprema

El presidente reconoció que la reforma de salud causó polémica y opiniones divididas entre los estadounidenses, no obstante saludó el fallo de la Corte.
Obama celebra decisión de la Corte Suprema
Imagen del presidente en el ala este de la Casa Blanca tras conocer el veredicto de los ministros.
Foto: AP

WASHINGTON, D.C.- Más de dos años han pasado desde que el Presidente Obama acompañado por el Vicepresidente Biden dirigió un mensaje a la nación anunciando la aprobación por el Congreso del Affordable Care Act. No obstante, grupos cercanos al partido republicano ingresaron controversias constitucionales y, junto con la mayoría legislativa que ese mismo partido ganó en los comicios del mismo año, Obamacare entró en un limbo judicial que esta mañana se resolvió.

“Sé que habrá mucha discusión política sobre este fallo, pero eso pierde el punto. La decisión fue una victoria para toda la gente en este país. […] Sé que el debate ha sido divisivo. Respeto las preocupaciones de muchos estadounidenses. Creo que queda claro que lo hice por política, lo hice porque creí que era bueno para el país, para los estadounidenses”, dijo Obama.

Los nueve jueces se concentraron en debatir tres puntos. La constitucionalidad del mandato impuesto por la ley para comprar seguro de salud y si éste implica un nuevo impuesto; si el resto de la ley se mantiene en caso de eliminar el mandato y finalmente, la legalidad sobre la expansión de Medicaid, incluida en la reforma.

Ahora, para 2014, más de 30 millones de estadounidenses podrán acceder a cobertura médica, a través de los subsidios del gobierno. De acuerdo a cifras del Consejo Nacional de la Raza (NCLR), actualmente 16 millones de hispanos no están protegidos. De ellos, cerca de 9 millones, accederán a cobertura en 2 años.