Occupy LA defenderá casa

Occupy LA han colocada sus casas de campaña y letreros de repudio a los bancos como una especie de barricada

Guía de Regalos

Occupy LA defenderá casa
Con sus carpas desplazadas, grupo dice que no dejará que embarguen la propiedad.
Foto: J.Emilio Flores / La Opinión

“No nos vamos a salir, nos van a sacar”, sentenció María Hernández, residente de la casa que Bank of America le embargó a sus papás y que desde hace unos días ha sido “ocupada” por representantes del movimiento Occupy LA. “Tenemos dos días sin dormir, esperando al Sheriff”, mencionó doña Guadalupe Hernández, ahora exdueña, luego de que la fecha para desalojo se cumpliera el pasado domingo. Doña Guadalupe y su hija María estaban ayer rodeadas por miembros de Occupy LA, quienes han colocada sus casas de campaña y letreros de repudio a los bancos como una especie de barricada para bloquear el acceso a las autoridades policíacas que pretendan cumplir el desalojo. La vivienda, ubicada en el 14620 de la calle Leadwell, en Van Nuys, cayó en ejecución hipotecaria o “foreclosure” luego de que la familia no pudo cumplir con las mensualidades porque, a decir de la familia, hace cuatro años Bank of America decidió incrementar el interés de 6.5% a 11.5% y les negó las tres peticiones de modificación de préstamo. Carlos Marroquín, representante de Occupy LA, dijo que defenderán la vivienda y que hay varios miembros del movimientos dispuestos a ser arrestados si llegan a desalojarlos. “Tenemos una lista de demandas”, dijo Marroquín durante una conferencia de prensa. “Uno: Que Bank of America trate de manera correcta y ética a los dueños de vivienda, que dejen de mentir y negocien. Dos: Que toda familia tenga un techo, que se hagan leyes para permitir que todas las casas abandonadas sean entregadas a familias sin techo. Y tres: Que haya una moratoria en ‘foreclosures’, que el presidente Obama ponga un alto a los desalojos”. A la conferencia llegaron dueños de casas que están a punto de perder su patrimonio porque, dijeron, los bancos no quieren modificar los préstamos. Julio Rendón fue uno ellos, a quien el banco Chase le había prometido una modificación, pero a su casa ya le pusieron fecha de venta para el 4 de septiembre. “Los bancos nos están haciendo pedazos, nos dicen algo y hacen otra cosas, ellos mismos, los banqueros, dicen que los préstamos que nos dieron son sacos de mie…”, comentó presentando la demanda. En 2011 se estima que sólo en California unas 500 mil personas perdieron sus viviendas en ejecuciones hipotecarias, y según Marroquín, a pesar de que las autoridades han llegado a acuerdos con los bancos, los banqueros no respetan los convenios. Los embargos hipotecarios siguen dejando en el desamparo a miles de familias. Héctor DiLaudo, quien por 41 años vivió en su casa de Santa Mónica, está también por perder su propiedad luego de que el banco Chase le ha negado seis modificaciones de préstamo. Lourdes Razo corrió con esa misma suerte luego de que, a decir de ella, Bank of America no le respetó una modificación de préstamo que un año antes le había permitido reducir su pago en casi mil dólares mensuales. “Yo me declaré en bancarrota, pero no me la respetaron para poder quitarme la casa”, dijo quien tenía su casa en Hesperia, en el condado de San Bernardino.