Alivio a los parques en California

Gobernador autoriza fondos y ordena moratoria a anunciado cierre
Alivio a los parques en California
El parque de Donner Memorial State cerca de Truckee, California.
Foto: AP

SACRAMENTO.- Al menos hasta julio de 2014, los 70 parques estatales de California programados para ser cerrados permanecerán abiertos al público, al ordenar el gobernador Jerry Brown una moratoria a los cierres por dos años, lo que fue posible al entregarles 20.5 millones de dólares, parte de los fondos descubiertos ocultos en el Departamento de Parques y Recreación (DPR).

En el área de Los Ángeles se salvan los parques Los Encinos, Saddleback Butte, Santa Susana y el Museo Indio del Valle del Antílope.

El anuncio se dio luego que el mandatario estatal convirtiera en leyes, dos medidas: AB1478 y AB1589.

La AB1478 del asambleísta demócrata Bob Blumenfield de Van Nuys, entrega los 20.5 millones de dólares ocultos en el Fondo de Recreación y Parques Estatales al DPR para mantener abiertos aquellos en planes para ser cerrados.

Al mismo tiempo la medida establece una moratoria de dos años en el cierre de parques para los años fiscales 12-13 y 13-14; iguala los fondos dados por donadores y destina ingresos para auditorías e investigaciones.

“El gobernador dio el primer paso importante para restaurar la confianza pública en los parques estatales de California al firmar la AB1478”, dijo la presidenta de la Fundación de Parques Estatales de California (CSPF), Elizabeth Goldstein. Además lo vio como un signo de buena fe hacia el trabajo duro de las comunidades, organizaciones y otros donadores a lo largo del estado que salieron a apoyar los parques.

En julio pasado salió a la luz pública que funcionarios del Departamento de Parques de California mantuvieron ocultos por más de doce años, 54 millones de dólares en dos de sus fondos especiales. Una noticia que cayó como balde de agua fría en pleno invierno a los californianos, sobre todo porque se dio en momentos en que los parques sufrían por mantenerse abiertos al público, debido a los recortes del presupuesto estatal.

Incluso el inminente cierre movilizó a los angelinos. En el Parque Histórico Estatal Pio Pico en Whittier, uno de los 70 parques estatales programados para cerrar este verano, un grupo de voluntarios llevó a cabo toda clase de eventos para recaudar 80,000 dólares que entregaron al Departamento de Parques para mantenerlo abierto.

Carolyn Schoff de la organización Amigos de Pio Pico no estuvo disponible ayer para comentar sobre las leyes aprobadas por el gobernador para darles un alivio.

Brown firmó asimismo la AB1589 de Jared Huffman, asambleísta demócrata de San Rafael que obliga al DPR a desarrollar un nuevo plan de acción para aumentar sus ingresos, les permite la venta de pases anuales a cambio de que los contribuyentes los puedan reportar en sus declaraciones de impuestos, y motiva una evaluación independiente de los parques.

Goldstein explicó que lo importante de esta nueva ley es que el estado le da a los parques importantes herramientas futuras que enfatizan la necesidad de ingresos auto generados.

Huffman, autor de la AB1589, opinó que las dos nuevas leyes producirán cambios que traerán la transparencia y responsabilidad tan necesarias; así como una restauración seria a una agencia que “desesperadamente lo necesita”.