Buscan testigos de accidente mortal

A decir de los familiares de Leonel Escobar, las circunstancias del choque no están claras y la mujer que supuestamente conducía el vehículo que habría provocado el accidente no ha sido responsabilizada
Buscan testigos de accidente mortal
Don Leonel Escobar, acompañado de su hija Ana Escobar, muestra la foto de su hijo fallecido.
Foto: Aurelia Ventura / La Opinión

Familiares de un joven que falleció en un choque automovilístico en la Autopista 5 dirección Sur, a la altura de Boyle Heights, entre las salidas Main y Mission, están pidiendo la ayuda de quienes hayan sido testigos para esclarecer el accidente.

Y es que a decir de los familiares, las circunstancias del choque no están claras y la mujer que supuestamente conducía el vehículo que habría provocado el accidente no ha sido responsabilizada.

La tragedia ocurrió el domingo 30 de septiembre entre las 2:30 y 3:30 de la madrugada, cuando el vehículo en el que viajaba Leonel Antonio Escobar, de 30 años de edad y residente de Norwalk, fue impactado por detrás y se incendió.

La familia de Leonel se enteró de los detalles de la muerte a través del diario Los Ángeles Times que la mañana del domingo publicó una nota con el nombre de la víctima.

Según dijo don Leonel Escobar, padre del joven fallecido, la Patrulla de Caminos de California (CHP) se tuvo que disculpar con la familia por no notificarles de manera personal, ya que la Oficina del Forense sólo les hizo una llamada telefónica a eso de las 6:00 de la mañana.

Ana Escobar, hermana de la víctima, explicó que la llamada del Forense la recibió su mamá, quien entiende poco el inglés, y que cuando trataron de comunicarse de nuevo con el Forense, el empleado ya había terminado su turno.

Fue hasta las 6:00 de la tarde que un oficial de la CHP, identificado como Harold, llamó para disculparse por el procedimiento de notificación, pero hasta ayer no les habían dado más información sobre la responsable del accidente.

La CHP no dio a conocer el nombre de la conductora que chocó por detrás. El Times sólo publicó que se trataba de una mujer de 37 años de edad, residente de Corona.

Según el informe de la CHP, el Toyota Corolla que conducía Leonel estaba detenido en el carril número tres (hacia la izquierda) cuando fue golpeado por detrás por una camioneta Toyota Sequoia.

El impacto fue tal que el auto de Leonel se incendió. Algunas personas que se detuvieron para ayudar, según contó Ana Escobar tras hablar con personas que estuvieron en la escena, lograron sacar del auto a la mujer, pero a su hermano ya no pudieron debido al fuego.

“Me dijeron que la mujer estaba borracha, pero el CHP sólo ha tomado la versión de ella”, dijo Ana.

Un vocero de la CHP dijo que no tenía más información que lo presentado en el reporte inicial y el oficial Harold no pudo ser localizado.

Leonel Escobar era un joven arquitecto que trabajaba para la firma Valerio Architects, graduado de la Woodbury University de Burbank, quien esa noche había llevado a uno de sus amigos a Glendale y regresaba a su casa en Norwalk.

“Nosotros no queremos nada económico”, dijo don Leonel. “Lo que queremos es que esto no quede impune”.