Grecia planea emitir bonos

Las autoridades esperan que la subasta tenga una buena demanda

ATENAS, Grecia.— Grecia emitirá deuda de corto plazo para saldar un pago clave de bonos el 16 de noviembre pese a que el endeudado país todavía no espera recibir una nueva tanda de ayuda financiera internacional.

El Gobierno emitirá el 13 de noviembre dos mil 100 millones de euros (dos mil 700 millones de dólares) en bonos del tesoro con vencimiento inusualmente breve de cuatro semanas. Subastará otros mil millones de euros (mil 269 millones de dólares) a plazos de 13 semanas, informó ayer la Agencia Griega de Administración de Deuda Pública.

La semana pasada el Parlamento aprobó una nueva serie de medidas de austeridad rechazadas por los griegos pero solicitadas por los acreedores del país para que pudiera recibir otros 31 mil 500 millones de euros (39 mil 986 millones de dólares) provenientes de un rescate financiero. Pero no se prevé que Atenas reciba el dinero pronto como esperaba en un principio porque las autoridades europeas necesitan tiempo para ver un reporte sobre las finanzas del país.

Esto significa que Grecia debe conseguir más de cinco mil millones de euros (seismil 347 millones de dólares) para pagar bonos del Gobierno que vencían a tres meses.

Las autoridades esperan que la subasta tenga una buena demanda y permita al Gobierno reunir la suma completa.

La subasta de este martes será la más breve en bonos emitida desde que Grecia quedó fuera de los mercados de deuda de largo plazo en 2010.

Manos Chatzidakis, analista en Beta Securities en Atenas, dijo que el bono de deuda a cuatro semanas es inusual pero una forma necesaria de asegurar que Grecia pueda saldar los instrumentos que vencerán.

Esto mantendrá a flote a Atenas hasta que los líderes de los 17 países de la zona euro se reúnan el 26 de noviembre para aprobar el pago del otra partida del rescate y para ajustar el programa de ayuda de tal suerte que sea sustentable. Eso implicaría extender por dos años el programa.

“Esta es una financiación puente antes de la decisión del 26 de noviembre para asegurar que no hay problema con (pagar) a los que compraron bonos. No es ortodoxo, pero es una forma de financiación puente y no el comienzo de emisiones regulares como ésta”, agregó Chatzidakis.

Grecia se encuentra en esta posición porque después de dos elecciones ha aplazado la implementación de reformas que demandan los acreedores para rescatar al país. El siguiente abono de ayuda por 31 mil 500 millones de euros tiene cinco meses de atraso.