No ciudadanos no podrán ser jurados en California

El gobernador Jerry Brown vetó la medida que permitiría participar a los residentes legales permanentes.
No ciudadanos no podrán ser jurados en California
El gobernador Jerry Brown dijo que no pensaba que fuera correcto que los no ciudadanos fueran jurados.
Foto: AP

SACRAMENTO.- El gobernador Jerry Brown vetó la medida AB1401 que buscaba que los residentes legales permanentes pudieran participar como miembros de un jurado si dominaban el inglés y probaban su residencia en California.

“El servicio del jurado como el votar, es por antonomasia una prerrogativa y responsabilidad de la ciudadanía. Esta medida hubiera permitido a los residentes permanentes legales que no son ciudadanos servir en un jurado. No pienso que eso sea correcto”, dijo el gobernador Brown en su mensaje de veto.

La medida había sido presentada por el Comité Judicial de la Asamblea en un intento por apoyar a las cortes que mucha veces batallan para encontrar jurados que llenen sus necesidades ya que para muchos ciudadanos, la responsabilidad de ser jurado es visto como una carga.

Pero ninguna organización importante de defensa de los inmigrantes estuvo detrás de la vetada medida apoyándola, ya que tenían preocupaciones de que algunos residentes legales pudieran enfrentar barreras como el lenguaje.

Tenían sus dudas técnicas y no estaban claros si el estado podía permitir a los no ciudadanos ser jurados. Al no sentirse cómodas, muchas organizaciones que defienden a los inmigrantes decidieron mantenerse al margen de la medida.

Cuando se debatió en la Asamblea, el asambleísta demócrata de Salinas, Luis Alejo dijo que era necesaria dicha ley porque muchos inmigrantes distinguidos viven en el país por largo tiempo antes de hacerse ciudadanos.

Y citó el caso del exgobernador Arnold Schwarzenegger quien llegó al país en 1968 y se convirtió en ciudadano hasta 1983. El primer juez hispano de la Corte Suprema de Justicia de California, Cruz Reynoso y el naturalista británico John Muir también se tomaron su tiempo antes de hacerse ciudadanos.

De acuerdo a Alejo, no se requiere ser ciudadano para ser parte de un proceso judicial o para ser testigo, abogado o trabajar en las cortes, ni siquiera para ser juez. “El único rol que demanda la ciudadanía es para ser jurado”, argumentó Alejo.

Los opositores como la asambleísta republicana de Dana Point, Diane L. Harkey manifestaron que en realidad el estado no tiene problemas para conseguir jurados. “No hay razón para esta medida. Y si existe el requisito de la ciudadanía es por una razón”, había expuesto.

Las leyes actuales no permiten ser jurados a quienes no son ciudadanos, y todos los inmigrantes que son residentes legales permanentes sin importar el tiempo que lleven en el país están exentos de serlo.

De hecho, se promueve como parte de los privilegios que se obtienen al convertirse en ciudadano estadounidense, la posibilidad de ser un miembro de un jurado.