Protestan por muerte de menor a manos de agente en California

Los manifestaciones se llevan a cabo en el Santa Rosa Junior College y la Plaza Old Court House así como en la jefatura de Policía del condado Sonoma
Protestan por muerte de menor a manos de agente en California
Esmeralda Mendoza, de 14 años, viste un gorro en recordación de su compañero de clases Andy López.
Foto: AP

SANTA ROSA, California — Varias manifestaciones hay en agenda este martes por la muerte a tiros del niño de 13 años, Andy López, a manos de un agente en California.

Las protestas surgen una semana después que López fuese baleado por Erick Gelhaus, de 48 años y veterano de 24 años en la Policía del condado Sonoma, quien además es instructor de armas.

Los manifestantes irían al Santa Rosa Junior College y la Plaza Old Court House antes de dirigirse a la jefatura de policía en la tarde.

La muerte de López, el 22 de octubre, ya había generado numerosas protestas en Santa Rosa, unas 50 millas al noroeste de San Francisco. El domingo, más de mil personas asistieron al funeral del menor.

FBI investiga

El FBI está realizando una investigación independiente sobre la muerte de niño y la Policía de Santa Rosa y la fiscalía del Condado Sonoma también están investigando.

Autoridades policiales dijeron que Gelhaus confundió con un fusil militar el arma de pellets que el menor llevaba y el agente temió que él y su compañero iban a ser baleados.

Los investigadores alegaron que el joven, que llevaba puesta una capucha, no obedeció órdenes de soltar el arma y comenzó a voltearse hacia los policías mientras levantaba el cañón, cuando le dispararon varias veces.

Historial de Gelhaus

Lorenzo Dueñas, portavoz y subjefe de la Policía de la zona, dijo que Gelhaus es instructor de armas y director de polígono de tiro desde hace 19 años y que ha entrenado a sus colegas en el uso debido de la fuerza. Gelhaus es uno de 26 instructores en el condado.

El oficial no solo imparte lecciones de tiro sino también sobre el uso apropiado de la fuerza, reveló Dueñas. El hombre imparte clases de manejo de pistola, carabina, escopeta y fusil en Gunsite, una compañía privada de Arizona, según la página en internet de la empresa.

El imputado también escribe con frecuencia en la revista SWAT, una publicación mensual sobre armas de fuego.

Para poder hacer eso, “hay que ser bueno enseñando a otros”, dijo Dueñas, agregando: “Tiene que poder instruir a otros en normas y procedimientos y asuntos como el uso de la fuerza”.