Francine Godoy demanda al Concejo de Los Ángeles

Ella dice temer ser objeto de "acoso, maltrato, molestia e intimidación" por un panel formado por el gobierno del condado
Francine Godoy demanda al Concejo de Los Ángeles
Francine Godoy acusó al concejal José Huizar de discriminación y acoso sexual.
Foto: Archivo-Flickr / Jose Huizar

Al alegar que la investigación interna al concejal José Huízar por una queja de acoso sexual es parcial y que le han pedido comparecer un día antes de dar a luz, la acusadora, Francine Godoy, interpuso ayer otra demanda contra el ayuntamiento de Los Ángeles para no testificar ante un panel.

La querella reclama que no se trata de una averiguación seria debido a la amistad entre Huízar y el presidente del Concejo, Herb Wesson, quien formó un comité especial para revisar la denuncia.

Godoy, quien fue subjefa de personal de la oficina del edil, asegura haber sido blanco de hostigamiento por rehusarse a tener relaciones sexuales con él. Huízar, por su parte, afirma que ambos sostuvieron un amorío “ocasional y concertado”.

Wesson, que fue el invitado de honor en el primer evento de recaudación de fondos para la campaña de reelección del funcionario la semana pasada, expresó al público: “El señor Huízar es como mi hermano, es mi mejor amigo en el Cabildo. Puedo confiar en él con mi vida, él hace lo mismo por mí”.

Según los abogados de Godoy, el panel creado por Wesson le ha solicitado —a través de una orden que le entregó la Policía— dar su testimonio en una reunión programada para hoy miércoles, un día antes de dar a luz. Ella teme ser objeto de “acoso, maltrato, molestia e intimidación” y no piensa asistir. Godoy tiene una cesárea programada para el 31 de octubre, cita la demanda.

Otros argumentos en la querella son que Huízar no ha sido llamado a comparecer, que los integrantes del panel (dos académicos, dos ex jueces y un representante de la Asociación Americana de Arbitraje) recibirán un estipendio de la Ciudad por sus servicios y que la única consecuencia en debate sería si el municipio cubre o no el costo de la defensa legal del funcionario.

“Sostenemos que Wesson y otros aliados de Huízar en el Ayuntamiento están usando el poder de citación como una estratagema cínica para dañar, acosar, humillar e intimidar más a la señora Godoy, obligándola a comparecer ante una investigador sesgado un día antes de dar a luz”, expone el abogado Michael Eisenberg.

La defensa indica que Godoy solo está tratando de evitar preguntas directas, con la esperanza de “enriquecerse” con un acuerdo extrajudicial. Agrega que el panel que investiga a Huízar está integrado por los profesionales del derecho más “éticos” y “experimentados”.

“Esto es claramente un intento de la señora Godoy para obstruir el proceso establecido por la Ciudad por una investigación imparcial y metódica de sus acusaciones absurdas y maliciosas”, señala Robert Alaniz, vocero de la firma Walsh & Associates, que defiende al concejal.

“¿Qué tiene que esconder la señora Godoy y por qué está evitando una comparecencia?”, pregunta Alaniz. “La demanda de Godoy es frívola y una pérdida de dinero y recursos para la Ciudad”, añade.

Wesson negó tomar parte en las indagatorias. “No controlo el comité y no tengo ningún papel en la investigación. No tengo conocimiento de quién está en el comité, ni de lo que han hecho o puedan hacer”, expresó el presidente del Cabildo.

Desde 2005, Huízar representa los vecindarios del este de la ciudad y con una alta concentración de hispanos, como Boyle Heights, El Sereno, Glassell Park y Lincoln Heights.

Hace unos días arrancó su campaña para permanecer otro mandato en el puesto. Nadie más se ha registrado en la carrera, que se realizará en 2015, aunque ya se mencionan dos posibles contendientes: el senador estatal Kevin de León y la jefa de personal del alcalde Eric Garcetti, Ana Guerrero.

?>