Cuestionan política de empleos del Sheriff de Los Ángeles

Denuncian uso de 'influencias' en la contratación de agentes
Cuestionan política de empleos del Sheriff de Los Ángeles
Un grupo de agentes durante una graduación del LASD. Un programa denominado "Amigos del Sheriff" fue abolido recientemente.
Foto: Archivo/La Opinión

Un programa de contratación de nuevos agentes policiales basado en preferencias familiares y de amigos en el Departamento del Sheriff de Los Ángeles, fue denunciado ayer por un diario local.

El mecanismo que se mantuvo por al menos ocho años, y que era conocido como “Amigos del Sheriff”, permitió contratar alguaciles con dudosas capacidades y hasta con antecedentes criminales, resaltó el diario Los Angeles Times.

El programa especial del Departamento del Sheriff de Los Ángeles (LASD) fue cerrado luego de que el diario solicitó información basada en la ley de acceso a documentos públicos.

El programa garantizó un trato preferencial para amigos y familiares de agentes del departamento, incluidos algunos que les dieron el empleo a pesar de tener antecedentes conflictivos, de acuerdo con la investigación del periódico.

El reportaje, que incluyó entrevistas, así como la revisión de documentos, encontró que jefes policíacos se involucraban en el proceso de selección para favorecer a quienes proponían.

En los documentos obtenidos se indicó que el LASD contrató como agente a un hombre sentenciado por asalto sexual y quien lo ayudó para que entrara fue el chofer del jefe del Departamento del Sheriff, Lee Baca.

Otro de los contratados bajo este programa fue arrestado la semana pasada como conclusión de una investigación interna que realizó el Buro Federal de Investigaciones (FBI) ante la denuncia de corrupción y abusos de internos en cárceles de Los Ángeles.

Este agente logró entrar a la corporación, la más grande de su tipo en Estados Unidos, gracias a la influencia de su hermano, quien es agente en activo.

El sobrino del jefe Baca, Justin Bravo, se convirtió en agente con el programa en 2007. Él ingresó aunque estuvo involucrado en un robo y en una pelea con la policía de San Diego y arrestado por conducir ebrio.

Bravo, quien no respondió a las peticiones de entrevista hechas por Los Angeles Times, esta siendo sujeto de una investigación criminal acusado de haber abusado de un interno de la prisión.

?>