Esto dijeron los hijos de Aldo Sarabia sobre su madre

Aldo Sarabia Jr., hijo del integrante de la Banda El Recodo, expresó que no sabe si fue su progenitora quien planeó la muerte del músico

Aldo Sarabia Jr., hijo del integrante de la Banda El Recodo que fue asesinado el pasado mes de octubre, expresó que su madre, Alma Delia Chávez, acusada del homicidio del trompetista, siempre ha sido una mujer intachable.

En entrevista para el programa ‘Hoy’, en la que habló sobre la muerte de su padre, expresó que no sabe si fue su progenitora quien planeó la muerte del músico.

“Para mí, (mi mamá) siempre fue una mujer intachable, son cosas que trato de entender o justificar o de buscarle respuestas, pero no sé nada, lo único que sé es que mi papá no está conmigo y es lo que más me duele”, dijo.

FOTOS: Aldo Sarabia y su supuesta asesina

Compartió que nunca había experimentado una emoción similar a la que vivió durante el reconocimiento del cuerpo.

“Jamas había sentido algo así. No esperaba verlo en las condiciones que estaba, él estaba irreconocible, entramos mi hermano y yo a reconocerlo y no podía decir realmente si era mi papá o no”, recordó.

Sobre las recientes acusaciones de que el integrante de la banda abusó de la menor de sus hijas, Aldo Jr. negó por completo dicha posibilidad.

“Jamás, él era súper amoroso, (ella) era sus ojos”, indicó, además de negar que su ascendiente fuera un esposo violento.

Aseguró que la situación que atraviesa su familia es dolorosa, y que, a pesar de todo, Chávez siempre será su madre.

“Las dos cosas, nunca va a dejar de ser mi madre, si lo hizo o no lo hizo nunca va a dejar de serlo y no puedo tener un sentimiento de odio hacia ella. Si lo hizo, imagino que tenía sentimientos feos, una decepción grande o coraje, no quisiera pensar en el día que se llega a decir que se condena a tantos años o algo, obvio me dolería mucho”.

FOTOS: Los más terribles y oscuros asesinatos gruperos

Ernesto Sarabia, también hijo de Aldo, dijo por su parte que no ha podido encontrarse con su madre debido a los sentimientos encontrados y a la decepción que siente en este momento.

“Todo parece indicar que sí, no pensé que hubiera algún motivo para que sucediera esto, yo en lo personal no he querido verla. Son los sentimientos encontrados los que no me dejan, o sea, mi corazón está destrozado, mi mente está en cientos de partes, estoy como muerto pero vivo.

“En algún momento, tal vez Dios o mi papá me den la resignación de ir a verla, pero mientras no. Yo si estoy muy muy dolido y decepcionado”, finalizó.