Empresas de EEUU, principales ganadoras de la apertura hacia Cuba

Empresas de EEUU salen ganando con medidas de apertura hacia Cuba

Washington.- Las medidas de apertura hacia Cuba no sólo beneficiarán a la anémica economía cubana con una fuerte infusión de turistas y dólares, sino que permitirán a ciertas empresas de EEUU abrirse espacio en el mercado cubano.

Aunque las medidas no entrarán en vigor de inmediato sino gradualmente mediante regulaciones a cargo de los departamentos del Tesoro y Comercio, éstas han sido aplaudidas por los principales “ganadores” de la nueva política hacia Cuba, que en la actualidad suman más de 250 empresas privadas.

Según la acción ejecutiva de Obama, se permitirá la exportación de materiales de construcción para viviendas residenciales; de equipos agrícolas para pequeños agricultores, y otros bienes para el naciente sector privado, que por ahora emplea a medio millón de cubanos.

EEUU también permitirá la venta a Cuba de equipos de telecomunicaciones, computación, telefonía celular, y software para computadoras, además del establecimiento de lazos bancarios entre ambos países.

LEE TAMBIÉN: Medidas podrían acabar política “pie seco, pie mojado”

Del lado estadounidense, todo esto supone que las empresas implicadas en esos sectores podrán competir abiertamente con rivales de la Unión Europea y Asia, que le llevan una enorme ventaja comercial en la isla.

Tan solo en el sur de Florida, las empresas de los sectores de turismo y de construcción verán un aumento exponencial en las oportunidades de exportar sus bienes y servicios a Cuba.

Pero los detractores de Obama aseguran que esta “rama de olivo” de EEUU solo premiará al régimen castrista y no producirá el deseado cambio democrático.

Para Stanley Katz, conferencista de la Escuela Woodrow Wilson para Asuntos Internacionales, el enfado de los legisladores cubanoamericanos tendrá menor peso, tomando en cuenta que las medidas tienen el espaldarazo del empresariado, que viene presionando por el levantamiento del embargo.

El exsecretario de Comercio, Carlos Gutiérrez, de origen cubano, advirtió cautela a los empresarios estadounidenses, -debido a la conocida ideología anti-estadounidense del gobierno cubano, según él- y aconsejó esperar al menos seis meses o un año.

“Esto podría ser contraproducente… creo que el presidente Obama quiere que Cuba sea su China; quiere ser el presidente que abra Cuba”, afirmó Gutiérrez a la cadena televisiva CNBC.

El intercambio comercial entre EEUU y Cuba -principalmente de fármacos y productos agrícolas- registró $401 millones en 2013, en contraste con los $962 millones en 2008. El declive se debió en parte al endurecimiento de las restricciones crediticias impuestas durante la presidencia de George W. Bush.

LEE TAMBIÍEN: El hondureño que negoció con Cuba en secreto

En la actualidad, Estados Unidos es el noveno socio comercial de Cuba. En cambio, la Unión Europea (UE) es el segundo, conformando el 20% del comercio total con Cuba y es, además, el mayor inversionista extranjero.

Se calcula que una tercera parte de todos los turistas que visitan la isla caribeña proviene de la UE, según datos oficiales.

Pese a las restricciones actuales, más de 90,000 estadounidenses viajan a Cuba cada año, y la flexibilización de los viajes en 12 categorías autorizadas aumentará drásticamente la infusión de dólares e inversiones en la isla.